Contador

DIGITAL CD30

La SEAP pone en marcha la primera red digital de segunda opinión en linfoma

La Sociedad Española de Anatomía Patológica (SEAP) pone en marcha la primera red
SEAP
Publicado 16/11/2016 13:32:39CET

MADRID, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Club Español de Linfomas de la Sociedad Española de Anatomía Patológica (SEAP), división de la Academia Internacional de Patología (IAP) ha puesto en marcha, en colaboración con Takeda y Deloitte Digital, la primera red digital de segunda opinión en linfoma con el objetivo de posibilitar la interpretación diagnóstica entre expertos en remoto y agilizar al máximo la confirmación del diagnóstico.

Esta nueva herramienta online permitirá a los patólogos compartir imágenes digitales con hospitales de referencia de forma ágil, sin necesidad de trasladar el material y las demoras que esto supone, respetando en todo momento la normativa de protección de datos de los pacientes. El resultado es que los patólogos expertos podrán confirmar el diagnóstico de linfoma incluso el mismo día en que se comparte la muestra, con el consiguiente beneficio para el paciente, que podrá iniciar antes su terapia.

El objetivo de la plataforma, según ha explicado el presidente de SEAP-IAP, el doctor Enrique de Álava, es "tener una red para compartir los casos complicados entre nosotros, es decir, lo que llamamos una red de segunda opinión. Antes había que enviar las muestras y esperar la respuesta, lo que añadía un mínimo de una semana o diez días al circuito de segunda opinión. Con la nueva plataforma, esto nos lo vamos a ahorrar, lo cual es tremendamente importante para que una terapia se pueda instaurar lo antes posible".

La plataforma se encuentra en fase de implantación, y en ella participan hasta el momento siete hospitales españoles de referencia, seleccionados por su experiencia en el área de la hematopatología: el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Santander, el Hospital Clínic de Barcelona, el Hospital Clínico de Valencia, el Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza, el Hospital Universitario Virgen del Rocío de Sevilla, el Hospital Universitario Virgen Macarena de Sevilla y el Hospital de Jerez de la Frontera. En los próximos meses, una vez termine el proyecto piloto de implantación, la plataforma se abrirá a otros centros.

El doctor de Álava explica que el trabajo de los patólogos consiste en "dar diagnósticos y determinar qué pacientes se pueden beneficiar de recibir tratamientos dirigidos en la era de la medicina personalizada, y eso exige en primer lugar un buen diagnóstico anatomopatológico, y en segundo lugar, una buena determinación de biomarcadores como el CD30, con valor diagnóstico, pronóstico y de respuesta a tratamiento. Los errores de diagnóstico son críticos en estas neoplasias hematológicas, y pueden tener consecuencias en la posterior evolución del paciente, por lo que un diagnóstico correcto es esencial para que el especialista pueda determinar la terapia más adecuada".

Según ha afirmado la directora del Departamento Médico de Takeda, la doctora Carmen Montoto, "el uso de las nuevas tecnologías aplicadas a la medicina nos parece imprescindible en la actualidad para mejorar el cuidado y la calidad de vida de los pacientes. Para Takeda es una satisfacción colaborar con SEAP en este proyecto innovador, que ayudará a agilizar la confirmación del diagnóstico en los pacientes con linfoma".

PLATAFORMA EDUCATIVA PARA PATÓLOGOS

La nueva herramienta incluirá además una plataforma educativa para patólogos y MIR que servirá para aumentar el conocimiento de los especialistas a través de material formativo basado en imágenes digitales de casos clínicos reales, a los que podrán acceder desde cualquier lugar.

"Para que la opinión sea experta y todo el mundo tenga información, es bueno que tengamos plataformas educativas, de forma que tanto los patólogos como los patólogos en formación conozcan mejor los linfomas a través de estas experiencias reales", ha explicado el doctor Enrique de Álava. "Tenemos que mejorar la manera de detectar el CD30 y otros biomarcadores, pero también debemos ayudar a que los expertos puedan diagnosticar correctamente los linfomas o tengan las herramientas adecuadas para discutir aquellos casos especialmente difíciles", ha afirmado el presidente de SEAP.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter