Contador

Representantes de ASCO llegan a España para certificar la calidad asistencial de la Oncología

Publicado 12/06/2017 17:51:56CET

MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

Una delegación de la Sociedad Americana de Oncología Médica (ASCO) se encuentra estos días en Valencia para realizar una auditoría de calidad de dos hospitales valencianos: el Hospital General de Valencia y el Instituto Valenciano de Oncología. También se auditará el Hospital Ramón y Cajal de Madrid.

Se trata de la última fase del proyecto QOPI, que toma el nombre de la iniciativa de calidad asistencial del organismo americano, impulsado por la Fundación ECO, y que busca lograr la excelencia entre los servicios de Oncología Médica españoles a través de la autoevaluación de una serie de criterios e indicadores sobre calidad asistencial que redunden en beneficios para los pacientes con cáncer.

Así, una delegación de ASCO, acompañadA por representantes de la Fundación ECO, se reunirán con los equipos de los servicios de Oncología, Farmacia y Enfermería del Hospital General de Valencia y del IVO, para conocer el grado de cumplimiento de estos indicadores y poder certificar así la calidad de estos servicios.

La auditoría vela por que se cumplan los estándares internacionales de seguridad, procedimientos y programas de calidad. Tal y como explica Vicente Guillem, jefe de Oncología Médica del IVO y presidente de la Fundación ECO, "se trata de la primera ocasión que hospitales españoles optan a esta certificación reconocida nivel mundial y que dará un impulso a la Oncología española, situándola una vez más entre las mejores del mundo".

Por su parte el doctor Camps, director de Proyectos Científicos de ECO y jefe de Oncología Médica del Hospital General, ha destacado la novedad del proyecto respecto a otros programas de calidad ya que no solo se evalúan indicadores de procesos y medios sino "aspectos como los resultados según el nivel de salud de los pacientes y sus necesidades y expectativas, la evaluación del su bienestar emocional, el seguimiento del dolor y si existe plan de atención al mismo o el seguimiento de la quimioterapia".

El tercer hospital en someterse a esta auditoría será el Ramón y Cajal de Madrid, cuyo jefe de servicio es el doctor Alfredo Carrato. Los tres centros comenzaron esta andadura en otoño de 2016, un trabajo pormenorizado de autoevaluación de la organización, métodos y asistencia a pacientes oncológicos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter