Congreso Valve 2014 en Málaga

Nueve de cada diez intervenciones de válvulas cardiacas podrían usar técnicas menos agresivas

Cirujanos En Plena Operación Quirúrgica
EUROPA PRESS/JUNTA DE ANDALUCÍA
Actualizado 29/12/2014 16:28:54 CET

MÁLAGA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El encuentro internacional Málaga Valve 2014, organizado por la Fundación Málaga Health, ha concluido este sábado en la capital con la conclusión de que nueve de cada 10 intervenciones de válvulas cardiacas podrían usar técnicas menos agresivas.

Este encuentro, en el que cirujanos cardiovasculares y cardiólogos de todo el mundo han abordado los últimos avances de las patologías asociadas a las válvulas del corazón, ha contado con expertos de España, Francia, Suiza, Alemania, Canadá, Holanda o Bélgica. Así, han discutido los aspectos más novedosos relacionados con la válvula aórtica, mitral y tricúspide, las que normalmente generan enfermedades en la población.

Los cirujanos cardiovasculares andaluces han de enfrentarse cada año a unas 3.000 intervenciones asociadas a complicaciones en las válvulas cardiacas. Sobre la mejor forma de abordar estas operaciones ha surgido la controversia clínica durante estos dos días de reunión.

El presidente del comité organizador de Málaga Valve y de la Fundación Málaga Health, Miguel Such, ha explicado que la tendencia es aplicar tratamientos "menos invasivos, menos agresivos, principalmente en enfermos con un alto riesgo quirúrgico".

Históricamente, el procedimiento seguido por los cirujanos era el de sustituir la válvula enferma por una artificial. No obstante, ha señalado Such, cirujano cardiaco en el Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria de Málaga, la novedad, más que por la mencionada sustitución, pasa por reparar la propia válvula natural, lográndose así una mejora en la supervivencia de los pacientes y, además, una mejora en la calidad de vida.

"En la actualidad --ha continuado-- entre el 85 y el 90 por ciento de las insuficiencias mitrales y aorticas intervenidas podrían repararse".

También ha participado el presidente de la Sociedad Andaluza de Cirugía Cardiovascular (Saccv), Miguel Ángel Gómez Vidal, quien ha confirmado la apuesta por las reparaciones valvulares e intervenciones mínimamente invasivas o mediante catéter (TAVI) en los pacientes de alto riesgo con enfermedades que afectan a las válvulas del corazón.

Ha recordado que los cirujanos cardiovasculares "son el núcleo del 'heart team' y los más capacitados para realizar estos procedimientos", siendo además quienes deben decidir si optar por una técnica u otra, ya que serían los que tiene que resolver las posibles complicaciones cuando estas aparecen".

Esta cita científica, además de por la Saccv, ha estado avalada por la Sociedad Española de Cirugía Torácica-Cardiovascular y la SEC.

En Valve 2014 se han unido los líderes más destacados en las enfermedades de las válvulas de corazón, con el fin de compartir conocimientos, reforzar los vínculos profesionales y mejorar la aplicación clínica de los últimos avances en el área de patologías cardiacas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter