Ordenado por
Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 10/10/2011

Según un estudio

La musicoterapia disminuye las alteraciones conductuales de personas con demencias avanzadas

MÁLAGA, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La musicopterapia mejora la calidad de vida las personas que sufren demencias avanzadas, al tiempo que reduce las alteraciones conductuales que les produce este problema degenerativo, según revela un estudio elaborado por especialistas de la 'Fundacion Ingema' y de 'Matia Fundazioa', en San Sebastián, y presentado recientemente en el VII congreso de la 'European Union Geriatric Medicine Society (EUGMS que se ha celebrado en Málaga.

   Este trabajo, al que ha tenido acceso Europa Press, estableció como objetivo el uso de la música como vínculo afectivo para poder mejorar o mantener los lazos afectivos y sociales, además de como elemento lúdico para mejorar la calidad de vida de este tipo de usuarios en un centro de día.

   De esta manera, los autores de la investigación confiaban "incidir positivamente" en las alteraciones de comportamiento que puedan tener las personas que están en una fase avanzada de la demencia, así como aumentar su capacidad de implicación en las actividades.

   Para tal fin, el proyecto se llevó a cabo en los centros de día Elizaran y Rezola de 'Matia Fundazioa', ya que ambas instalaciones tienen un perfil similar de usuarios. En total, la muestra estaba compuesta por 40 sujetos divididos en grupo experimental y grupo un control.

   Ya durante la evaluación, todos los sujetos fueron analizados pre y post tratamiento con el siguiente protocolo: GDS de Reisberg, MEC, SCIP (Severe Cognitive Impairment Profile), Escala de Depresión en Demencia de Cornell, Escala de Ansiedad de Hamilton, NPI, índice de Barthel.

   Además, se recogió la historia sonora de los participantes con el fin de adecuar el contenido de las sesiones, que fueron impartidas por un experto en musicoterapia. Durante estas sesiones, se recogió también la capacidad de activación e implicación mediante un método de observación desarrollado al efecto.

   El grupo experimental recibió un programa de musicoterapia de ocho sesiones de duración, además de las intervenciones habituales, que son las mismas que recibe el grupo control. Cada sesión tenía una duración de 50 a 60 minutos.

RESULTADOS Y CONCLUSIONES

   Entre los principales resultados y conclusiones del estudio destacan el que la musicoterapia disminuyó algunas alteraciones de conducta y de la apatía, toda vez que aumentó la activación e implicación en el grupo experimental respecto al grupo control.

   Por todo ello, los autores han concluido que la musicoterapia como terapia complementaria en demencias avanzadas "supone un beneficio añadido al del resto de terapias que se realizan en los centros de día, ayudando a mejorar la calidad de vida de los usuarios, mejorando los aspectos relacionales y sociales de la persona, influyendo positivamente en su implicación y estado de ánimo, y ayudando a minimizar las alteraciones conductuales.

Europa Press Comunicados Salud
comments powered by Disqus