La Medicina hiperbárica: los beneficios de la terapia con oxígeno

Cámara hiperbárica
PIXABAY
Publicado 01/01/2018 8:14:32CET

   MADRID, 1 Ene. (EDIZIONES) -

   La medicina hiperbárica es una terapia farmacológica que se sirve del oxígeno puro, con apenas diez años de implantación. Se trata de una de las disciplinas médicas que internacionalmente se encuentran en pleno desarrollo, según indica la Sociedad Española de Medicina Hiperbárica.

   "El aire que respiramos contiene aproximadamente un 21% de oxígeno a nivel del mar, siendo una cantidad suficiente para satisfacer las necesidades de los tejidos del cuerpo humano. Esta medicina hiperbárica se fundamenta en la obtención de presiones parciales de oxígeno elevadas, al respirar el oxígeno puro en el interior de una cámara hiperbárica, a una presión superior a la atmosférica", subraya, a la vez que sostiene que, al encontrarse a una presión superior, el oxígeno se disuelve y transporta más fácilmente en la sangre, logrando una hiperoxigenación en todas las células del cuerpo.

   "Se trata de incrementar el 20% de oxígeno que hay en el ambiente a un 100% a través de una cámara de presurización. La utilización de esta hiperoxigenación en sangre y órganos se usa para regenerar tejidos y para lesiones de los tendones, de los huesos y del músculo", explica a Infosalus el doctor Carlos Santelli, director médico de Revitacell Clinic (Madrid), y especialista en medicina hiperbárica.

   Además, se emplea, según indica, para evitar la amputación del pie diabético, para acortar los postoperatorios, para las lesiones deportivas, o para incrementar el rendimiento deportivo. También se emplea para la medicina del envejecimiento, ya que las células se afectan con la edad y el oxígeno enlentece ese envejecimiento.

   Igualmente, el experto dice que se usa con mucho éxito para el tratamiento de enfermedades degenerativas como el Alzheimer, el Parkinson, en niños con hipoxia perinatal, y se utiliza también en personas que han tenido ictus o accidentes cerebrovasculares para recuperar las funciones cognitivas de esto pacientes, o para los trastornos del sueño, por ejemplo.

CÓMO ES EL PROCEDIMIENTO

   El director médico de Revitacell Clinic explica que el procedimiento consiste en entrar en una cámara presurizada de una hora a 90 minutos, dependiendo del paciente, y una vez al día. "Aumenta la presión atmosférica hasta tres atmósferas, esto va a aumentar el oxígeno en los tejidos", subraya.

   Eso sí, alerta de que existen cámaras que no alcanzan las 1,5 atmósferas, y ahí no se puede hablar de medicina hiperbárica. "La cámara tiene que estar por encima de 1,5 atmósfera para que este oxígeno se convierta en oxígeno puro en sangre y pueda actuar como medicamento", agrega.

   En España, según explica, hay mucha medicina hiperbárica pero asociada a la medicina subacuática, para recuperar a los pacientes con accidentes descompresivos en el buceo. "Son cámaras multiplaza donde entran muchas personas, aunque también las hay monoplaza que alcanzan las tres atmósferas", señala.