Ordenado por
Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 27/02/2013
Centro de referencia nacional desde 2008

Madrid.- La Unidad de Quemados del Hospital de La Paz presta atención urgente a más de mil pacientes cada año

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

   La Unidad de Quemados del Hospital Universitario La Paz presta atención urgente a más de mil pacientes cada año e ingresa a más de doscientos, según ha informado el consejero madrileño de Sanidad, Javier Fernández Lasquetty, durante la entrega del premio que ha concedido a esta unidad IBEREXT, un grupo de empresas de protección contra incendios radicada en el municipio madrileño de Arganda del Rey.

   Con estos premios se quiere reconocer la labor llevada a cabo por empresas e instituciones implicadas en el diseño, instalación y mantenimiento de los equipos y sectores implicados en la lucha contra los incendios, ha informado el Ejecutivo regional en un comunicado.

   En esta ocasión se ha querido reconocer a La Paz con el premio especial por "la gran labor de otros grandes actores de la lucha contra incendios y de sus consecuencias como son los profesionales de la sanidad".

DESDE 1965

   La Unidad de Quemados del Hospital Universitario La Paz se puso en funcionamiento en el año 1965 y fue completamente reformada en 2006 tanto en infraestructura como en equipamiento.

   Desde diciembre de 2008 es Centro de Referencia Nacional para el tratamiento de Quemados Críticos junto con la Unidad de Quemados del Hospital de Getafe.

   La unidad de La Paz tiene una superficie de más de mil metros cuadrados con una zona de críticos para grandes quemados con 10 habitaciones individuales, otra zona de hospitalización de quemados convencional con doce camas, dos salas de tratamiento hidroterápico y curas, un quirófano específico de quemados y un moderno banco de piel.

   Esta unidad ofrece una asistencia sanitaria de alta especialización a pacientes de todo el territorio nacional y entre sus indicadores destaca una supervivencia del 89,6 por ciento, a pesar de la gravedad extrema con la que llegan a ella las personas quemadas en estado crítico.

   En 2012 atendieron en ella a 1.046 personas con carácter urgente, se ingresó en planta a más de 200 pacientes y se realizaron 240 intervenciones quirúrgicas por quemaduras agudas.

   Cada año se atiende a una media de 190 pacientes procedentes de otras comunidades autónomas y se presta atención altamente especializada a más de 75 grandes quemados en estado crítico. El año pasado fueron 52 hombres y 25 mujeres con una edad media de 46 años.

GRANDES QUEMADOS

   El paciente 'gran quemado' es aquel que ha sufrido quemaduras por llama, o por una fuente eléctrica o química en más del 20 por ciento de la superficie corporal o padece problemas respiratorios por la inhalación de humo.

   Estos pacientes ingresan en la unidad de quemados con pronóstico muy grave y tras superar una primera etapa crítica, la cicatrización de sus heridas condiciona su evolución, teniendo que ser sometidos a diversas cirugías de eliminación de la quemadura y cobertura cutánea para lograr la recuperación de su piel en caso de quemaduras profundas.

   En el tratamiento de estos pacientes se emplean técnicas como el uso de piel de banco, cultivos celulares y empleo de factores de crecimiento; microcirugía para la reconstrucción de las secuelas postraumáticas y postquemadura, y otras técnicas de autotrasplante de dedos de pie a mano.

   Esta unidad también se ha especializado en el tratamiento de pacientes que, tras la ingesta de un fármaco de uso común, desarrollan un cuadro agudo de pérdida de piel, con altas posibilidades de infección y fallo multiorgánico lo que se asocia a una mortalidad del 35 por ciento cuando en otros centros de reconocido prestigio internacional alcanza el 60 por ciento.

   Esta patología, denominada necrólisis epidérmica tóxica (NET), es un desorden de la piel que pone en peligro la vida.

   Se caracteriza por la exfoliación de la piel y la formación de ampollas que provocan el desprendimiento de la piel en láminas, dejando áreas en carne viva.

   Puede ser provocado por la reacción a un fármaco, frecuentemente un antibiótico, un antimicrobiano, un anticonvulsionante o alguna  sulfamida.

   La Unidad de Quemados depende del Servicio de Cirugía Plástica, Estética y Reparadora, dirigido por el doctor Cesar Casado.

   Este servicio está especializado en técnicas de microcirugía como suturas de vaso, suturas de nervios, colgajos libres, cutáneos, musculares y osteocutáneos, así como en la cirugía de los reimplantes, autotrasplantes y trasplantes.

   La microcirugía se emplea en lesiones del plexo braquial, reconstrucción mamaria y craneofacial, cirugía de linfedema, reimplante de miembros y en la cirugía de trastorno de identidad de género.

   Durante el pasado año, la actividad asistencial de este servicio se tradujo en un total de 1.481 ingresos, 6.958 urgencias y 21.322 consultas siendo 4.109 de pacientes nuevos.

   En cuanto a la actividad quirúrgica, en 2012 se realizaron 3.785 intervenciones, de ellas 854 urgentes, 1.009 ambulatorias y 1.922 programadas.

   Por procedimientos, destacan los 17 reimplantes de miembro superior y dos de miembro inferior, 119 cirugías de colgajos libres, 92 urgencias de nervio periférico y 40 cirugías de plexo braquial obstétrico (23) y de adulto (17).

REFERENCIA NACIONAL

   La designación de centros de referencia es una medida tomada para garantizar la equidad en el acceso y una atención sanitaria de calidad, segura y eficiente a las personas con patologías complejas, raras o que precisan de cuidados muy alta especialización.

   Además de la Unidad de Quemados, el Hospital La Paz también fue designado por el Ministerio de Sanidad y el Consejo Interterritorial como centro de referencia nacional para el tratamiento de otras 16 patologías complejas, convirtiéndose en el hospital de España, junto al Vall d'Hebron de Barcelona con más designaciones, seguidos por el Clinic de Barcelona, el Virgen del Rocío de Sevilla y La Fe de Valencia con 9 cada uno de ellos.

   La Comunidad de Madrid lidera este tipo de calificación, ya que sus hospitales han sido designados de referencia para 47 patologías complejas, seguida de Cataluña con 46.

   Así, La Paz es referencia nacional para el tratamiento de tumores extraoculares en la infancia (rabdomiosarcoma), tumores intraoculares en la infancia (retinoblastoma), queratoplastia penetrante en niños, tratamiento de alteraciones congénitas del desarrollo ocular, tratamiento de la retinopatía del prematuro avanzada, trasplante renal infantil, trasplante hepático infantil, trasplante cardíaco infantil, trasplante intestinal infantil, trasplante de progenitores hematopoyéticos alogénico infantil, asistencia integral del neonato con cardiopatía congénita y del niño con cardiopatía congénita compleja, asistencia integral del adulto con cardiopatía congénita, cirugía del plexo braquial, epilepsia refractaria, ataxias y paraplejias hereditarias y, por último, trasplante renal cruzado.

Europa Press Comunicados Salud
comments powered by Disqus