Contador

Estudio en ratones

Investigan si la anestesia general afecta al cerebro de recién nacidos

Operación, quirófano
PIXABAY
Publicado 12/07/2017 8:32:40CET

   MADRID, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

   La exposición al isoflurano --un anestésico general inhalado estándar y ampliamente utilizado-- en ratones postnatales tempranos lleva a la activación crónica y anormal de la vía mTOR , un sistema de señalización crítico para el desarrollo normal del cerebro, según han descubierto investigadores con sede en la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, de Baltimore, Estados Unidos.

   Estos científicos se centraron en el hipocampo, una región del cerebro que es crítica para el aprendizaje y la memoria porque tiene un gran número de neuronas que se desarrollan en el período postnatal temprano y que podría ser vulnerable a la perturbación por exposición anestésica. Los detalles de tu investigación se publican este jueves en la revista de acceso abierto 'Plos Biology'.

   La agencia estadounidense del medicamento (FDA, por sus siglas en inglés) ha emitido recientemente una advertencia de seguridad que advierte que la exposición a la anestesia y los sedantes durante el periodo entre el tercer trimestre del desarrollo prenatal y los primeros tres años de vida puede tener efectos adversos duraderos sobre la función cognitiva.

   Los investigadores expusieron a ratones de 15 días de edad a dosis clínicamente relevantes de isoflurano y se registraron los efectos sobre el desarrollo subsiguiente del hipocampo. Se encontró que las estructuras de una clase de neuronas (las células granulosas del giro dentado) se alteraban sustancialmente.

ACELERACIÓN ANORMAL DEL CRECIMIENTO DE NEURONAS

   Específicamente, las ramas o dendritas de las neuronas tenían casi dos veces la longitud de las de los animales no tratados, lo que sugiere que el anestésico causó una aceleración anormal en su crecimiento. Además, los científicos vieron una reducción significativa en el número de espinas dendríticas maduras, estructuras en las dendritas donde se encuentran sinapsis.

   Para ver si estos cambios estaban asociados con un efecto sobre el aprendizaje, los ratones tratados y no tratados se sometieron a dos pruebas de comportamiento estándar (una prueba de reconocimiento del lugar de objeto y una prueba de laberinto). Los ratones tratados con isoflurano presentaron resultados significativamente peores en ambas pruebas.

   Los autores siguieron mostrando que la inhibición farmacológica de la vía mTOR con el fármaco rapamicina protege a los ratones tanto de los cambios estructurales anormales en el cerebro como de los déficits de aprendizaje asociados con la exposición al isoflurano.

   Esta investigación vincula así los efectos adversos de la exposición durante el desarrollo temprano al anestésico con mTOR, que a su vez ha estado implicada previamente en numerosos trastornos cognitivos del neurodesarrollo, incluyendo autismo y retraso mental de Fragile-X, sugiriendo un mecanismo molecular por el cual los anestésicos podrían tener efectos adversos en el cerebro en desarrollo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter