El Hospital Gregorio Marañón coordinará la red europea de ensayos clínicos de autismo

Grupo de Psiquiatría del Hospital Gregorio Marañón
HOSPITAL GREGORIO MARAÑÓN
Publicado 19/06/2018 16:36:05CET

MADRID, 19 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Servicio de Psiquiatría del Niño y del Adolescente del Hospital Gregorio Marañón será el encargado de coordinar el área de ensayos clínicos de una nueva red europea sobre autismo que busca medicamentos innovadores para estas patologías, ha informado el hospital en un comunicado.

La Comisión Europea ha destinado una subvención de 115 millones, titulada Autism Innovative Medicine Studies-2- Trials (AIMS-2-Trials), que, mediante distintas investigaciones, pretende aumentar la comprensión del autismo y ayudar a desarrollar nuevos tratamientos para mejorar los resultados de salud y la calidad de vida de las personas con autismo.

Alrededor de 1 de cada 100 personas tiene un trastorno del espectro autista (TEA). Además de las características principales del autismo, muchas personas con autismo padecen condiciones concurrentes como la epilepsia, la ansiedad y la depresión, y su esperanza de vida se puede reducir hasta en 30 años.

Sin embargo, las causas del autismo y sus dificultades asociadas siguen siendo en gran parte desconocidas y existen muy pocas terapias efectivas y apropiadas para el autismo. AIMS-2-Trials creará la primera red europea de ensayos clínicos de tratamientos farmacológicos para el autismo.

Al Servicio de Psiquiatría del Niño y del Adolescente del Hospital Gregorio Marañón se le han asignado ya cinco millones de euros para la puesta en marcha de dos ensayos clínicos y serán los encargados de coordinar a más de cien centros clínicos de toda Europa que participarán en estos proyectos.

Es un proyecto de gran envergadura que aúna a personas con autismo y sus familias, asociaciones de usuarios y familias, instituciones académicas, instituciones benéficas y compañías farmacéuticas para estudiar el autismo y proporcionar una infraestructura para desarrollar y probar nuevas terapias.

De acuerdo con las prioridades de la comunidad de autismo, el consorcio también se enfocará en por qué algunas personas con autismo desarrollan problemas de salud adicionales que afectan gravemente tanto la calidad como la duración de la vida. Todas las personas con autismo presentan perfiles diferentes, lo que hace crucial identificar y probar nuevos tratamientos.

Por eso este consorcio europeo, coordinado por el Kings College de Londres, adoptará un enfoque de medicina de precisión destinado a adaptar los tratamientos a los distintos perfiles biológicos.

Lograr esto requerirá desarrollar marcadores que puedan predecir cómo el autismo de una persona puede evolucionar durante su desarrollo y la probabilidad de que aparezcan problemas adicionales de salud mental.