Y MANTENER LAS 60.000 QUE HAY EN LOS BIOBANCOS PÚBLICOS

Los ginecólogos piden seguir fomentando la donación de muestras de sangre de cordón umbilical

Banco de sangre de cordón umbilical
FLICKER/BANC DE SANG I TEIXITS
Actualizado 06/10/2014 19:12:33 CET

MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) ha elaborado un documento científico para defender la importancia de conservar muestras de sangre de cordón umbilical en el momento del parto y seguir fomentando su donación ante los beneficios que han demostrado las células madre de estos tejidos para numerosas enfermedades.

España tiene siete bancos públicos destinados a la conservación de estas muestras y actualmente cuentan con cerca de 60.000 unidades (no tienen capacidad para más), que son "suficientes" para abastecer las necesidades de la población española, como ha reconocido el jefe del Servicio de Oncohematología y Trasplante Hematopoyético del Hospital Niño Jesús de Madrid, Luis Madero, uno de los coordinadores de este documento.

Las células madre que se obtienen de estos tejidos pueden ser utilizadas mediante un trasplante para tratar más de setenta enfermedades, principalmente leucemias agudas y crónicas, algunos síndromes mielodisplásicos, linfomas, algunas anemias (aplásica severa y de Fanconi), inmunodeficiencias combinadas o trastornos heredados del sistema inmune.

Aunque su donación comenzó a fomentarse hace menos de 10 años para llegar al actual número de muestras almacenadas, otro de los coordinadores de este documento y miembro de la junta directiva de SEGO, Juan Troyano, reconoce que últimamente su recogida ha descendido en algunas comunidades. En algunos casos hasta un 10 por ciento, ha aseverado.

"Se debe donar más. No se le está sacando el rendimiento que se le podría sacar", ha insistido, de ahí la necesidad de seguir fomentando su donación para ir reponiendo las muestras que se van utilizando y mejorar la calidad de las mismas.

Sobre todo, según Troyano, porque cuando se empezaron a recoger no se conocían los requisitos más adecuados para garantizar su uso futuro, lo que hace que muchas de las que se preservaron entonces sean deficientes. Y esto es clave ya que actualmente se sabe que cuando se conservan en perfecto estado pueden durar unos 25 años, ha añadido el presidente de la Academia Médico-Quirúrgica Española, Luis Ortiz Quintana, que ha participado en este documento.

DEBERÍAN RECOGERSE MUESTRAS EN UN 20% DE LOS PARTOS

De hecho, los autores del documento consideran que para mantener el actual número de muestras y garantizar su calidad sería necesario extraer muestras de un 20 por ciento de los partos que se realizan en España.

Y para ello, defiende Troyano, es necesario informar a los ginecólogos de su potencial para que a su vez puedan explicárselo a los padres y formar a los profesionales que deben participan en su extracción. "Los obstetras a veces no conocen el importante papel que tienen estos procesos para futuros trasplantes, y que si no se mantienen las condiciones adecuadas no se van a poder realizar", ha añadido Madero.

Las muestras almacenadas en los bancos públicos son donadas de forma altruista por los padres del recién nacido y están disponibles para cualquier ciudadano español que las pueda necesitar, según la actual legislación, al tiempo que también forman parte de un registro internacional al que pueden acceder otros países. No en vano, el 72 por ciento de las muestras utilizadas son para pacientes de otros países.

¿ALMACENAMIENTO PÚBLICO O PRIVADO?

Paralelamente, los padres tienen la posibilidad de almacenar las muestras de sangre de cordón en banco privado, que les garantiza de que podrán disponer de ellas en caso de necesitarlo pero conlleva un coste.

Madero considera razonable que los padres puedan contar con ambas alternativas pero admite que con el número de muestras que hay actualmente almacenadas "las probabilidades de encontrar células madre de cordón umbilical compatibles son muy elevadas".

Asimismo, ha recordado que para muchas enfermedades no se puede recurrir al trasplante autólogo --con células del mismo paciente--, por lo que guardarlas en un banco privado solo sería útil en caso de que un hermano u otro familiar las necesite, siempre que sea histocompatible.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter