Fundación Affinity y la escuela Lleó XIII impulsan un programa para prevenir el bullying mediante terapia con perros

Programa para prevenir el bullying mediante terapia de perros
FUNDACIÓN AFFINITY
Publicado 04/06/2018 18:36:18CET

Es la primera vez que un programa de este tipo se imparte en un centro educativo en horario lectivo, como una asignatura más

MADRID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

Alumnos del colegio Lleó XIII de Barcelona han participado en la iniciativa 'Respétame', un programa de Terapias Asistidas con Animales de Compañía de la Fundación Affinity cuyo objetivo es fomentar el respeto y prevenir el bullying en las aulas.

Se trata de una iniciativa pionera en España, no solo por la forma de abordar esta cuestión, sino también porque "es la primera vez que una terapia asistida con animales se imparte en horario escolar, como una asignatura más".

A lo largo de 12 semanas, 40 alumnos de entre 14 y 15 años (3º de ESO) del centro están realizando un curso de adiestramiento canino basado en métodos positivos, mediante el cual aprenden a educar a los perros y trabajan el respeto, la inclusión y el trabajo en equipo.

"Este año, con nuestra causa #AnimalesQueCuran, queremos seguir rompiendo barreras y llegar a diferentes colectivos que también puedan beneficiarse de la ayuda de los animales. Somos conscientes que una sociedad mejor empieza por una buena educación en valores desde la infancia. Es por eso que hemos apostado por un colegio, como cuna de la educación, para contribuir a través de los animales a crear espacios de mayor respeto, integración y colaboración", ha explicado Isabel Buil, directora de Fundación Affinity.

Mediante la ayuda de los animales, este programa busca incidir en la aceptación de las diferencias, la mejora de la autoestima, el respeto hacia los demás y hacia uno mismo, potenciar la empatía, reconducir conductas inadecuadas y tolerar la frustración. Todo ello para conseguir un mayor respeto entre los alumnos y reforzar también su relación con el profesorado. El programa se realiza una vez a la semana, y cada sesión tiene una duración de una hora.

"Mediante el juego y las actividades con los animales, los jóvenes disfrutan de la experiencia del aprendizaje, pero de una manera mucho más vivencial. Además, cuando los alumnos realizan el curso de adiestramiento todos son iguales ante los perros. Esta es la base para empezar a trabajar. Con las distintas actividades que se plantean los niños trabajan la importancia de la cooperación, ver cómo nos complementamos unos a otros, en qué necesitan ayuda y cómo pueden ellos ayudar* además, se crea un vínculo muy especial con el animal, que se vive de forma individual y también conjunta", ha asegurado Maribel Vila, responsable de Terapias de Fundación Affinity.

Este programa se desarrolla con la colaboración de los psicólogos y educadores del centro, que junto al personal de terapias de la Fundación han definido las necesidades a trabajar y realizan un seguimiento continuado de las sesiones.

Además, este proyecto se evalúa siguiendo una metodología científica, supervisada por la Cátedra Fundación Affinity-UAB Animales y Salud, para poder medir los resultados. Para ello, se ha introducido un grupo de control de 20 alumnos, que también trabajan el respeto en las aulas, pero sin interactuar con los perros.