Contador

XXXVII Congreso Nacional de la SEMI

Experto aboga por crear medidas más preventivas de salud pública para luchar contra los virus emergentes

Publicado 25/11/2016 17:51:04CET

MADRID, 25 Nov. (EUROPA PRESS) -

El médico adjunto del Servicio de Medicina Interna del Hospital General Universitario de Alicante, José Manuel Ramos Rincón, ha destacado la necesidad llevar a cabo medidas más preventivas a nivel ambiental de control de salud pública para luchar contra los virus emergentes.

"A lo largo del tiempo las bacterias se hacen resistentes a los antibióticos que se están administrando a la población, y los virus, ante una determinada mutación, empiezan a aparecer en un momento donde previamente no estaban o no causaban una determinada patología, y surgen de nuevo al cambiar el hábitat de transmisión de la enfermedad", ha explicado durante el XXXVII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI).

Uno de los ejemplos más recientes de este tipo de enfermedades son los casos de virus como el ébola o el zika, patologías muy mediáticas que por desgracia no tienen tratamiento. "Al igual que tenemos la vacuna de la rubéola o el sarampión, tenemos que trabajar duro para intentar conseguir las vacunas del virus del zika, del ébola o del dengue", ha manifestado el doctor.

Estas enfermedades tienen una distribución geográfica, algunas han tenido implicaciones en España por los viajeros que se desplazan allí o los inmigrantes que viven en nuestro país y van a visitar a sus familias a países como Ecuador, Brasil, Argentina o Bolivia, y traen la enfermedad sin ser realmente conscientes de ello.

"El sistema de orientación previaje ha mejorado y cada vez hay más centros en las Comunidades Autónomas, por lo que crecen las posibilidades para poder informar correctamente a los viajeros", afirma el doctor Ramos, para destacar dos retos de futuro, por un lado luchar por un uso racional de antibióticos para evitar la aparición de resistencias, y por otro, promover medidas más preventivas a nivel ambiental de control de salud pública.

LIMITACIÓN DE LOS ELEMENTOS DE DIAGNÓSTICO

Ahora bien, a su juicio, el principal problema es que los elementos de diagnóstico ante estas enfermedades están limitados en muchos de los centros sanitarios, hay estrategias que se están desarrollando solamente en los hospitales de referencia de cada una de las Comunidades Autónomas.

De hecho, según afirma el doctor, disponen a nivel central del Centro Nacional de Microbiología de Majadahonda (CNM) del Instituto de Salud Carlos III que, como laboratorio de referencia, siempre les da apoyo en todos los aspectos diagnósticos, estos tienen las herramientas para apoyar a los que están trabajando en otros sitios donde no hay esa facilidad de acceso a los equipos de diagnóstico.

Ante esto, el experto ha destacado el papel del médico internista en el abordaje de estas enfermedades, ya que tiene que conocer "perfectamente" todo el movimiento de flujos, ya que de una manera directa o indirecta le va a llegar a la consulta. "Nosotros como médicos generalistas internistas, al igual que tenemos que saber el riego cardiovascular de nuestros pacientes, también tenemos que conocer el riesgo infeccioso emergente especialmente por virus que suceden en el mundo", ha zanjado el doctor.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter