Especialistas recomiendan visitar al pediatra y revisar el calendario vacunal de los niños antes de comenzar el curso

Niño, pediatra, doctor, consulta, auscultar
PIXABAY/ SEMEVENT - Archivo
Publicado 05/09/2018 16:26:29CET

VALÈNCIA, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

Los especialistas de los hospitales Quirónsalud recomiendan poner al día la cartilla de vacunas del niño para evitar enfermedades infectocontagiosas durante el curso, además de visitar al pediatra para diagnosticar precozmente problemas de salud, ayudar a corregir malos hábitos alimentarios y de sueño o detectar defectos visuales durante los primeros días del curso que puedan interferir en su rendimiento escolar y evitar el absentismo.

Aunque los especialistas indican que no es obligatorio estar correctamente vacunado para empezar el curso, sí que es muy recomendable confirmar que estamos al día con el calendario vacunal reglado.

"Como se ha visto recientemente con el brote de sarampión en Europa", indica la doctora María Mínguez, jefa del Servicio de Pediatría de Quirónsalud Torrevieja, "es posible el resurgimiento de enfermedades potencialmente graves, debido a la infravacunación en algunas regiones.

"Como siempre, el mejor tratamiento es la prevención. Además, hay que recordar que al vacunarnos no sólo nos protegemos a nosotros mismos, sino también y de forma indirecta, a personas vulnerables que por edad (bebés), embarazo, o por padecer enfermedades que contraindican la vacunación, están expuestos a enfermedades contagiosas prevenibles", apunta la especialista en un comunicado.

Por su parte, la doctora Carmen Otero, responsable de la sección de enfermedades infecciosas de la Unidad de Pediatría Integral del Hospital Quironsalud Valencia, recalca que "las vacunas son productos biológicos que contienen uno o varios antígenos que se administran con el objetivo de producir un estímulo inmunitario específico frente a gérmenes causantes de enfermedades infecciosas y prevenir así, secuelas y mortalidad".

"Este estímulo --añade-- lo que pretende es simular la infección natural y así generar una respuesta inmunitaria específica en el niño vacunado. De esta manera cuando el niño se vuelva a enfrentar a una nueva exposición a ese microorganismo, el riesgo de enfermar será el mínimo posible".

"INMUNIDAD DE GRUPO"

La doctora Otero subraya que, "cuando un porcentaje importante de una población se vacuna, este efecto protector beneficia también a personas no vacunadas, generando lo que se denomina "inmunidad de grupo, colectiva o de rebaño" para lo que se necesita una cobertura vacunal del 95%.

"Pero ahora han saltado las alarmas, médicos y expertos coinciden: se ha bajado la guardia y la tasa de vacunación en muchos países europeos está por debajo del 95%, el porcentaje recomendado", advierte.

Además de las vacunas sistémicas del calendario oficial, los especialistas recomiendan valorar las vacunas opcionales. "En este grupo destaca la vacuna antimeningocócica B, disponible en España desde hace pocos años y muy recomendable para niños tanto pequeños como mayores. Aunque afortunadamente la incidencia de enfermedad meningocócica es nuestro país es baja, se trata de una enfermedad muy grave, por lo que la Asociación Española de Pediatría recomienda vacunar a todos los niños a partir de los 2 meses de vida", destaca la doctora Marta Granados, pediatra del Hospital Quirónsalud Murcia.

La doctora Granados, aconseja además actualizar la cartilla de salud del niño con su pediatra y volver cuanto antes a las rutinas y horarios que llevaremos durante el curso académico con el fin de no interferir en su rendimiento y evitar el absentismo escolar.

Contador