El ejercicio regular reduce las complicaciones tras la cirugía de cáncer de pulmón

Ejercicio, gimnasio, elíptica, sudar
PIXABAY
Publicado 05/02/2018 7:41:34CET

   MADRID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Hacer ejercicio regularmente antes de la cirugía para el cáncer de pulmón reduce a la mitad la tasa de complicaciones posteriores, encuentra una síntesis de la evidencia disponible publicada en 'British Journal of Sports Medicine'. Además, la actividad física puede disminuir también la duración de la estancia hospitalaria para estos pacientes en casi tres días, según muestran los hallazgos.

   Varios estudios han sugerido que un programa de ejercicios realizado antes de la cirugía podría ayudar a producir mejores resultados. Pero como se trata de un área de investigación en rápido crecimiento, los autores de este trabajo querían explorar esto más a fondo y averiguar si el ejercicio antes de la cirugía podía reducir la tasa de complicaciones, la duración de la estancia hospitalaria y mejorar la calidad de vida en pacientes que se habían sometido a cirugía para tratar el cáncer.

   Los autores rastrearon bases de datos de investigación en busca de estudios relevantes y encontraron 17 artículos adecuados que informaron sobre 13 ensayos clínicos, que incluyeron a 806 participantes y seis tipos diferentes de cáncer: intestino; hígado; garganta (esofágico); pulmón; boca; y próstata.

   Los programas de ejercicios, que se compararon con la atención o el asesoramiento estándar, duraron de una a cuatro semanas, con un tiempo promedio de 15 días. La mayoría de los ensayos evaluaron el ejercicio aeróbico (caminar, por ejemplo) y ejercicios de resistencia (entrenamiento con pesas). La frecuencia de las sesiones varió de tres veces por semana a tres veces por día.

EFECTO DEPENDIENTE DE LA DOSIS DE EJERCICIO

   El análisis conjunto de los datos mostró que, en comparación con la atención/el consejo estándar, un programa de ejercicios antes de la intervención quirúrgica redujo la tasa de complicaciones en un 48 por ciento y disminuyó la duración de la estancia hospitalaria en casi tres días para los pacientes con cáncer de pulmón. Los ensayos que informaron sesiones de ejercicio más numerosas tuvieron mejores resultados, lo que sugiere que puede haber un efecto de respuesta a la dosis, según los autores.

   El impacto en los otros tipos de cáncer fue mucho menos claro, en gran parte debido a los pocos ensayos que incluyeron otros cánceres y la mala calidad de la evidencia. Pero el ejercicio puede mejorar la calidad de vida después de las operaciones en pacientes con cáncer de boca y próstata, dicen los autores de esta investigación, aunque esto solo se evaluó en estudios individuales.

   "Las complicaciones postoperatorias son una gran preocupación para los pacientes sometidos a cirugía [de cáncer]", señalan los investigadores, que dicen que, según sus hallazgos, el ejercicio antes de la cirugía de cáncer de pulmón podría valer la pena. "[Los] hallazgos también pueden afectar a los costos de atención médica y la calidad de vida de los pacientes, y consecuentemente tienen implicaciones importantes para los pacientes, los profesionales de la salud y los políticos", agregan, aunque creen que se necesitarían más investigaciones para probar esto.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.