Drones para luchar contra el zika

Dron
UNIVERSIDAD DE OVIEDO
Publicado 23/04/2018 10:18:59CET

Los aparatos sirven para controlar, a un coste reducido, la natalidad de los insectos que extienden el zika o el dengue

MADRID, 23 Abr. (EUROPA PRESS) -

Naciones Unidas ha comenzado a experimentar con el uso de 'drones' para controlar a la población de los mosquitos que trasladan el mortal virus del zika, a un coste reducido y con amplias posibilidades de éxito, según los primeros resultados.

El procedimiento exacto consiste en usar los drones para liberar en el aire a decenas de miles de mosquitos esterilizados con radiación, capacitados para relacionarse con las hembras pero incapaces de generar descendencia, reduciendo así el número de posibles agentes de contagio.

Los drones solucionan el "muro técnico" contra el que llevaba años chocando la Técnica de Insectos Estériles (SIT), y son el resultado de la investigación llevada a cabo en conjunto por la Agencia Internacional de Energía Atómica de la ONU (AIEA), la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el grupo sin fines de lucro WeRobotics.

"El uso de drones es un gran avance y allana el camino para lanzamientos a gran escala y rentables, también en áreas densamente pobladas", ha explicado Jeremy Bouyer, entomólogo médico de la División Mixta FAO / AIEA de Técnicas Nucleares en Alimentos y Agricultura.

Sin embargo, para ser eficaz, la técnica requiere la liberación uniforme de un gran número de insectos en buenas condiciones en un área determinada.

Por ejemplo, los mosquitos Aedes, responsables de la propagación de enfermedades como el dengue y la fiebre amarilla, no se dispersan en más de 100 metros durante su vida. También son frágiles, y los lanzamientos a gran altitud con aviones pueden dañar sus alas y patas. El sistema basado en drones supera este problema.

"Estamos satisfechos con las pruebas iniciales que muestran una mortalidad de menos del 10 por ciento durante todo el proceso de refrigeración, transporte y lanzamiento aéreo", ha explicado Adam Klaptocz, cofundador de WeRobotics.

Además, esta tecnología innovadora también reduce a la mitad el coste del proceso a la mitad. Dada la dificultad de su despliegue en aviones, los mosquitos estériles acababan siendo liberados a mano y a ras de suelo, lo que requería que requieren mucho tiempo y mano de obra intensiva.

"Ahora, con el dron, podemos tratar 20 hectáreas en cinco minutos, ha indicado Bouyer. El aparato puede transportar 50.000 mosquitos estériles por vuelo. El coste total de cada aparato es de 10.000 euros, pero las agencias están ya preparando nuevos modelos más ligeros y de mayor capacidad: hasta 150.000 mosquitos por vuelo.

La prueba del sistema se llevó a cabo el mes pasado en Brasil, un país azotado por la epidemia de Zika de hace dos años, que también se extendió a otras partes de América del Sur y del Norte y afectó a varias islas en el Pacífico y el sudeste de Asia.

Brasil planea comenzar a utilizar el sistema basado en drones en áreas urbanas y rurales selectas a partir de enero de 2019, en el pico de la temporada de verano y mosquitos.

"Confiamos en la aplicación de SIT para el control de Aedes aegypti en Brasil con los resultados de las pruebas de drones", ha explicado Jair Virginio, Director de Moscamed, con sede en Brasil, un centro colaborador de la agencia atómica.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.