Especialmente en farmacia

Cada paciente con Parkinson genera un gasto sociosanitario de más de 17.000 euros al año

Mano, mayor, parkinson
PIXABAY - Archivo
Publicado 04/04/2018 15:05:15CET

MADRID, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

Cada paciente con Parkinson genera un gasto sociosanitario de más de 17.000 euros al año en España, cifra que se verá incrementado debido al envejecimiento de la población, según datos de la Fundación del Cerebro aportados por el Centro Médico Alomar.

La severidad de la enfermedad y el grado de discapacidad ocasionado tanto por síntomas motores como no motores contribuyen notablemente al incremento de los costes, tanto directos como indirectos derivados de la enfermedad. En concreto, el gasto farmacológico es el que supone una mayor carga económica para el sistema sanitario, ocupando el 34 por ciento de los gastos directos. De este gasto farmacológico, el 83 por ciento es destinado a fármacos dopaminérgicos u otros que pudieran estar indicados para la reducción del temblor.

En este sentido, el uso de terapias avanzadas para la reducción del temblor, como por ejemplo 'ResoFus', no sólo supone menos gastos asociados a tratamientos farmacológicos, sino que al disminuir el grado de discapacidad y mejorar la calidad de vida del paciente también se reducen los costes indirectos e intangibles, como por ejemplo los derivados de las visitas médicas, las terapias complementarias, el transporte o los servicios de cuidadores.

A pesar de que el mayor número de casos son diagnosticados en pacientes entre 60 y 70 años, la mayor incidencia en los hombres es entre los 70-74 años, mientras que en las mujeres aumenta progresivamente hasta los 85 años. "Pese a estas cifras de incidencia, actualmente los pacientes de edades elevadas no son candidatos a la cirugía convencional, por los riesgos que conllevan las operaciones craneales abiertas, y sus opciones de tratamiento se ven reducidas al tratamiento farmacológico", ha explicado el neurólogo consultor de Centro Médico Alomar especializado en Parkinson y trastornos del movimiento, Francesc Valldeoriola.

Además, prosigue, al ser una técnica no invasiva, 'ResoFus' puede ser una opción para los pacientes con temblor esencial fármaco-resistente o para pacientes de elevada edad que actualmente no son candidatos a cirugía convencional por los riesgos que conllevan las operaciones craneales abiertas.

"Consigue reducir el temblor en un 80 por ciento, alcanzando en algunos casos una reducción del 98 por ciento, mediante el uso de ultrasonidos focalizados combinados con imágenes de resonancia magnética en tiempo real, lo que permite una precisión nanométrica y un gran control en comparación con la radiofrecuencia o la estimulación cerebral profunda", ha zanjado el experto.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.