Alergólogos elaboran un documento para reforzar la calidad y seguridad en la atención de los pacientes

Alergia
GETTY
Publicado 27/02/2018 14:09:23CET

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC) ha elaborado un documento para reforzar la calidad y seguridad en la atención de los pacientes, que proporciona una serie de recomendaciones sobre recursos humanos, técnicos y estructurales y de tiempos en función del riesgo de los procedimientos diagnósticos y terapéuticos.

"Debemos entender que los recursos humanos, de tiempo, y técnicos que se requieren para el desempeño de la practica alergológica en condiciones adecuadas de seguridad y calidad varían de unos procedimientos a otros", explica la doctora Mar Reaño, presidenta del Comité de Calidad y Seguridad Asistencial de la SEAIC.

El objetivo principal del documento RESCAL (Recomendaciones de Seguridad y Calidad en Alergología) es proporcionar una serie de recomendaciones que permitan desarrollar la práctica clínica alergológica en un contexto de calidad y seguridad. El manual identifica y clasifica las patologías alérgicas, así como los procedimientos incluidos en la cartera de servicios de la especialidad de Alergología.

Establece niveles de estratificación de riesgos de los distintos procedimientos alergológicos y detalla los requerimientos tanto de personal, como estructurales y de tiempos. "Se describen a modo de guía, los recursos estructurales y humanos necesarios para atender las patologías y los procedimientos de acuerdo con su complejidad, así como los tiempos para llevarlos a cabo", apunta la doctora Reaño.

"Por otro lado, define también el concepto de 'Hospital de Día de Alergia', que tiene en cuenta el nivel de riesgo del procedimiento así como el tiempo que el paciente ha de permanecer en observación de forma independiente al riesgo de la prueba", añade.

Así, pretenden que el documento sea una herramienta de trabajo muy útil para todos los alergólogos de nuestro país y, además, puede ser un instrumento muy eficaz de interlocución con las gerencias de los hospitales, compañías aseguradoras, etcétera, a la hora de establecer y organizar la actividad alergológica de los centros. "Se trata de un documento pionero elaborado por una sociedad científica, no sólo en nuestro país sino también en los países del entorno europeo. De hecho, organismos europeos del ámbito alergológico han mostrado gran interés por él", revela la alergóloga.