Satse reclama a Montón el aumento del porcentaje del PIB para Sanidad

Publicado 11/06/2018 13:06:33CET

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Enfermería, Satse, ha reclamado a la nueva ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, Carmen Montón, que trabaje para aumentar el porcentaje del Producto Interior Bruto (PIB) destinado a sanidad pública hasta el 7 por ciento.

De este modo, desde la organización sindical han señalado que "se congratulan de que la nueva ministra apueste por una mayor inversión en la sanidad pública española y confía en que sus palabras se conviertan en realidad, después de años en los que se ha ido debilitando el SNS por la continua reducción del gasto sanitario, pasando del 6,7 por ciento del PIB en 2009 al actual 5,8 por ciento".

A su vez, esperan del nuevo Gobierno un "giro de 180 grados" en su política presupuestaria referida a la Sanidad y "que ponga fin" a los recortes. "El cambio que aseguran que quieren conseguir solo será posible si se prioriza en las cuentas públicas asuntos esenciales para todos, como es la atención sanitaria, y no ocurra como con los actuales Presupuestos Generales del Estado en los que la partida para Defensa es casi el doble que la de Sanidad", han apuntado.

Asimismo, han subrayado la "necesidad de modificar el sistema de financiación sanitaria de España hacia un modelo de financiación finalista". Para ello, muestra "su total disponibilidad a abordar el cambio necesario con la nueva titular del Ministerio de Sanidad, aportando las propuestas del principal colectivo sanitario en número de profesionales para invertir de forma más eficiente y eficaz".

La organización sindical ha pedido a Carmen Montón la derogación del Real Decreto-ley 16/2012, de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones.

Entre otras, desde Satse ha recordado que "siempre se ha mostrado contrario a cualquier fórmula de copago en el ámbito sanitario, al entender que los pacientes y ciudadanos que necesitan la atención del Sistema Nacional de Salud ya pagan por los servicios que reciben, a través de sus impuestos, y que existen distintas alternativas que mejorarían la situación de nuestra sanidad sin tener que recurrir a cobrarles dinero cuando reciben la prestación sanitaria".

Por último, han coincidido "con los pronunciamientos públicos de la ministra sobre la necesidad de potenciar la integración de los servicios sanitarios y sociales, así como mejorar el abordaje de la cronicidad y la prevención, recordando que para alcanzar estos objetivos las enfermeras y enfermeros resultan fundamentales y esenciales por su cualificación y competencia".