Avisa de que primero hay que conocer cuántos afectados hay

Sanidad reconoce que la compensación del Gobierno a las víctimas de la talidomida puede ser "insuficiente"

Jornada AVITE
EUROPA PRESS
Publicado 19/04/2018 13:30:51CET

MADRID, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Sanidad y Consumo, Javier Castrodeza, ha reconocido que la compensación de 20 millones de euros que se refleja en el proyecto de ley de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para las víctimas de la talidomida puede ser "insuficiente", si bien ha insistido en que primero hay que saber cuántos afectados hay en España.

Castrodeza se ha pronunciado así en una jornada organizada por la Organización Médica Colegial (OMC) y la Asociación de Víctimas de la Talidomida en España (Avite) para valorar la evolución de la situación de los afectados por este medicamento en la actualidad, respecto a los reconocimientos médicos desarrollados por parte de las comunidades autónomas de cara al Registro Nacional de Afectados puesto en marcha por el Ministerio de Sanidad.

Allí, y tras escuchar por parte del presidente de Avite, José Riquelme, que el dinero que les quieren ofrecer es una "limosna" que pretende "taparles la boca", Castrodeza ha informado de que ya se han evaluado a 150 personas y que, una vez se tenga terminado el registro, que espera que sea a lo largo del mes de julio, se podrá ver si los 20 millones son suficientes y, a la vez, ir cumpliendo con lo reflejado en la proposición no de ley (PNL) aprobada por unanimidad en el Congreso en 2016.

"No vamos a dejar de trabajar para cumplir con la PNL y poco a poco caminaremos en la búsqueda de una solución. Las compensaciones serán insuficientes para compensar todo el daño sufrido por estos pacientes y sus familiares, pero quiero dejar claro que el Ministerio de Sanidad no ha escatimado en esfuerzos y hemos avanzado en esta senda de resarcimiento y espero que se valoren los trabajos que se están haciendo para ver el número de afectados y, posteriormente, valorar las indemnizaciones", ha aseverado Castrodeza.

Actualmente, se han presentado 409 solicitudes de pacientes y, tal y como ha recordado el secretario general de Sanidad, ya se están llevando a cabo pruebas genéticas para evaluar las alteraciones congénitas de los afectados y definir si son o no compatibles con la embriopatía causada por la talidomida. Dicho esto, ha recordado que los PGE "no están aprobados", si bien ha solicitado a los partidos políticos el apoyo a los mismos para mejorar la situación de los afectados por el fármaco.

"LA CALLADA POR RESPUESTA"

Sin embargo, el presidente de Avite ha lamentado que la partida presupuestaria para las indemnizaciones equivaldría a unos 56 euros de pensión al mes, por lo que ha calificado al presupuesto de "corto e insuficiente" porque supone un "agravio comparativo" con lo que han recibido los pacientes de los países del entorno.

"La labor del Ministerio de Sanidad y de la ministra ha sido encomiable pero se queda corta e insuficiente. No vamos a aceptar la limosna con la que nos quieren tapar la boca", ha dicho Riquelme, para informar de que han solicitado una reunión con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y han recibido "la callada por respuesta".

Del mismo modo se han pronunciado a lo largo de la jornada diversos afectados, quienes han cuestionado al Gobierno si para ellos sería suficiente el presupuesto que les han destinado en el caso en el que fueran ellos o sus hijos los afectados.

"Nos parece un insulto", ha avisado la representante de Avite en Castilla-La Mancha, Ana María del Cura Ramírez, a lo que su homólogo en Andalucía, José Ros García, ha añadido que es una "bofetada" para las víctimas.

Asimismo, la delegada de Avite en Cataluña, María García Navarrete, ha pedido al Ejecutivo no hacer "talidomídicos de tercera o de cuarta" sino iguales al resto de afectados de todo el mundo, ya que todos tienen malformaciones "por un fármaco que violó a nuestras madres y mintió a los médicos".

"Las víctimas no pedimos limosna, sino que queremos justicia y que se nos equipare al resto de víctimas europeas. Para nuestros gobernantes el mapa de la talidomida de Europa termina en los pirineos", ha añadido la representante de Avite en Aragón, Luisa Torrijo Vallespi.

Por ello, y porque la "mayor desgracia" de los pacientes es haber nacido en España, la representante de Avite en la Comunidad de Madrid, Ana Isabel Castillo Agundez, ha solicitado "reconocimiento, respeto y ayudas reales".

Finalmente, el presidente de la OMC, Serafín Romero, ha recordado la responsabilidad y el compromiso legal y ético que tienen los profesionales médicos con "todos" los que están "sufriendo" en un entorno que "necesita ya justicia". "Queremos igualdad de trato, soluciones como en otros entornos europeos y justicia", ha zanjado Romero.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.