El PSOE propone incluir las cachimbas en las restricciones de la Ley antitabaco

Cachimba, pipa de agua
PIXABAY - Archivo
Actualizado 16/03/2018 13:48:25 CET

MADRID, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El PSOE ha registrado en el Congreso una proposición no de ley por la que reclama al Gobierno mayor control sanitario sobre las pipas de agua, y sus productos relacionados, así como un refuerzo en el control de su consumo en locales de hostelería, pudiendo, incluso, ordenar su restricción.

En el texto, recogido por Europa Press, los socialistas denuncian que "la idea falsa acerca de la inocuidad" de este producto frente al tabaco ha contribuido enormemente a su amplia aceptación social y cultural, y, como consecuencia, a un mayor consumo. Sin embargo, advierten de que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las pipas de agua también contienen sustancias carcinógenas y tóxicas, tales como nitrosaminas específicas del tabaco, hidrocarburos aromáticos policíclicos o metales pesados, entre otros.

"El uso de pipas de agua está relacionado con efectos nocivos para el sistema respiratorio, el sistema cardiovascular, la cavidad bucal y la dentadura. Compartir boquillas y mangueras, además, aumenta el riesgo de transmisión de enfermedades infecciosas como la tuberculosis, la hepatitis, la mononucleosis y el herpes", ha explicado el diputado del PSOE, Miguel Ángel Heredia, firmante de la iniciativa junto con la también diputada Begoña Tundidor.

Heredia señala que, en España, esta pipa se está convirtiendo en una alternativa de ocio en fiestas y reuniones. "Una nueva moda a la que también se han sumado los adolescentes", advierte el socialista.

VENTA DE PRODUCTOS A MENORES

En este sentido, la propuesta señala que "la mitad de los alumnos de ESO han fumado pipa de agua alguna vez", llegando, incluso, a sustituir al botellón y, en otros casos, a alternar con él. El PSOE asegura, además, que en estos dispositivos se mezcla, en ocasiones, tabaco con geles y otros productos que no han sido sometidos a ningún control sanitario y que son adquiridos en comercios no autorizados y con escaso control en el acceso a este tipo de productos por menores.

Por este motivo la iniciativa llama a incrementar los controles sanitarios sobre los productos destinados al uso de pipas de agua y, en particular, sobre su venta ilegal a menores. Además, reclama un refuerzo de los controles sobre el consumo de pipas de agua en locales de hostelería "con objeto de garantizar el cumplimiento de las restricciones previstas en la Ley de medidas sanitarias frente al tabaquismo".

En cuanto a la situación normativa, en España, los menores se encuentran "adecuadamente protegidos", según ha precisado Heredia, porque está prohibido vender o entregar a personas menores de 18 años productos del tabaco, así como aquellos que imiten su consumo o inciten a fumar. Para el diputado, es "imprescindible" concienciar a los más jóvenes sobre los efectos que puede generar en su organismo estos dispositivos.

Así, el documento socialista también pide al Gobierno "campañas específicas y especialmente dirigidas a menores, sobre los riesgo para la salud asociados con el uso de las pipas de agua".