La Organización de Trasplantes mantiene su presupuesto, la Agencia de Seguridad Alimentaria lo reduce

Montoro presenta los Presupuestos en el Congreso
EUROPA PRESS
Publicado 04/04/2017 18:00:24CET

MADRID, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado mantiene el presupuesto de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), siendo el mismo que en 2016, unos 4,06 millones de euros, sin embargo se reduce el presupuesto destinado a actuaciones en seguridad alimentaria ubicadas ahora en la nueva Agencia Española de Consumo y Seguridad Alimentaria (AECOSAN) y Nutrición, que pasa de los 15,81 millones de euros en 2016 a 16 millones en 2017.

Según señalan en los PGE, presentados este martes por el ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, en el Congreso de los Diputados, el objetivo en el próximo ejercicio dentro de la Organización Nacional de Trasplantes es la aplicación y puesta en marcha de la Directiva comunitaria sobre calidad y seguridad en órganos humanos destinados al trasplante por cuanto, donde se busca consolidar en sus directrices el llamado 'modelo español de donación y trasplante'.

Esto, explica el Gobierno, "obliga a España a desempeñar un decisivo papel de liderazgo, apoyo y colaboración en los ámbitos normativo, organizativo y funcional". Asimismo, el organismo continuará con sus funciones específicas de coordinación de todas las actividades relacionadas con los procesos de donación y trasplante de órganos, tejidos y células para el conjunto del Estado, así como las funciones asignadas por nuestra legislación vigente, ha establecido diferentes líneas de actuación.

En el ámbito de la seguridad alimentaria y el consumo, la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN) ha asumido la misión pública en cuanto a la protección de la salud y seguridad de los consumidores y usuarios, aportando una mayor eficiencia de recursos administrativos, analíticos y de investigación que se hacen ahora más rentables y con mayor proyección.

En ambos ámbitos de competencia, se va a incidir en cuatro grandes líneas estratégicas: mejorar la colaboración y coordinación con las CCAA así como con otros agentes implicados en la seguridad
alimentaria (consumidores, sectores económicos y comunidad científica); incrementar la participación en temas de seguridad alimentaria dentro de la Unión Europea; promoción de la alimentación
saludable, actividad física y prevención de la obesidad, impulsar actividades de comunicación hacia la sociedad.

Según señalan otra de las prioridades dadas las repercusiones que tiene la obesidad para la salud y la escalada creciente de la misma en los últimos años, es continuar y dar nuevos impulsos a los planes de lucha contra la obesidad mediante la implementación de la Estrategia NAOS 2013-2017.

Por otro lado, el Gobierno ha destinado a Salud Pública, Sanidad Exterior y Calidad 36,636 millones de euros, que pretenden avanzar y desarrollar medidas con el objetivo del control sanitario, tanto del tráfico internacional de viajeros como de mercancías, así como los contactos con las autoridades sanitarias de otros países, son piezas clave en la salvaguarda de la salud de la población.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter