Algunos casos de curación completa

Un nuevo fármaco muestra su potencial para la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa

Bill Sandborn, director del Centro de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal en U
DAVID AHNTHOLZ/UC FACULTAD DE MEDICINA DE SAN DIEG
Publicado 22/08/2013 10:12:45CET

MADRID, 22 Ago. (EUROPA PRESS) -

Vedolizumab, una nueva medicación intravenosa de anticuerpo monoclonal, ha mostrado resultados positivos para el tratamiento tanto de la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa, según informan investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de California, en San Diego (Estados Unidos) en dos artículos que se publicarán en la edición de este jueves de 'New England Journal of Medicine'.

William Sandborn, investigador principal del estudio sobre la enfermedad de Crohn, dijo que los resultados ofrecen una nueva esperanza al más de un millón de estadounidenses que sufren de esta patología inflamatoria intestinal (EII) y no responden al tratamiento. Ambas investigaciones mostraron que el uso de vedolizumab provocó la remisión y conllevó la suspensión del uso de prednisona, un medicamento común para tratar ambas enfermedades pero difícil de tolerar.

"En muchos casos de pacientes con colitis ulcerosa se observó una curación completa del intestino, que se mantuvo con el uso continuo de vedolizumab", afirma Sandborn, de la División de Gastroenterología de la Facultad de Medicina de la Universidad de California y director del Centro de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal en el Sistema de Salud de la UC.

Vedolizumab se dirige a la enfermedad en el tracto digestivo pero otras áreas del cuerpo no se ven afectados. En concreto, bloquea las células del sistema inmunológico que liberan proteínas llamadas citoquinas que desencadenan la inflamación, causando daño a los tejidos y diarrea al moverse hacia el intestino delgado y el colon.

La naturaleza específica de la medicación ayuda a reducir los efectos secundarios molestos, tales como aumento de peso, náuseas y dolores de cabeza causados por otras opciones de tratamiento. Los tratamientos actuales, como esteroides y medicamentos inmunosupresores, suprimen ampliamente el sistema inmune, lo que también puede poner al paciente en riesgo de infecciones.

La enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa son formas de enfermedades inflamatorias autoinmunes que afectan al intestino delgado y el colon. Los síntomas clínicos incluyen dolor abdominal, diarrea, hemorragia intestinal, urgencia fecal y pérdida de peso, además de que pueden darse complicaciones graves, como la obstrucción del intestino, cáncer de colon, malnutrición y abscesos, lo que lleva a la hospitalización y la posible extirpación quirúrgica de las porciones del intestino delgado y el colon.

Un total de 895 pacientes formaron parte de la prueba sobre colitis ulcerosa realizada en 34 países y 1.115 pacientes, del estudio clínico de la enfermedad de Crohn llevado a cabo en 39 países. Los pacientes de ambos ensayos tenían entre 18 y 80 años de edad y fueron tratados durante 52 semanas en los estudios controlados con placebo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter