Contador

Nuevo informe de la OMS

Menos de un tercio de los países europeos cuentan con políticas para vacunar a los refugiados

Vacunación
GVA
Publicado 22/11/2017 10:56:25CET

   MADRID, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

   La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha publicado un informe en el que avisa de que menos de un tercio de los países europeos cuentan con políticas destinadas a inmunizar a los refugiados, incluidos las mujeres embarazadas y los niños.

   Se trata de una advertencia a pesar de que recientemente la OMS, junto al Fondo de Naciones Unidas para la Infancia y el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados, recomendaron incluir en los calendarios de vacunación, y "sin demoras innecesarias", a los refugiados y migrantes.

   En este sentido, el nuevo informe, publicado en el 'Health Evidence Network', se basa en una revisión de las políticas y prácticas de vacunación existentes en los países europeos para refugiados y migrantes, reflejando que estas medidas varían "mucho" entre unos estados y otros.

   En concreto, en la mayoría de los países la prestación de los servicios de inmunización la realizan los servicios públicos de salud, si bien las asociaciones internacionales y las ONG participan en la implementación de estas prácticas nivel local. No obstante, existen barreras en la implementación y uso de los servicios de vacunación debido, entre otros motivos, a problemas socioeconómicos, socioculturales y educativos.

   Del mismo modo, la OMS ha avisado de que la falta de recursos financieros y humanos, especialmente intérpretes, es otro de los principales problemas a la hora de implementar de forma efectivas las políticas nacionales de inmunización para refugiados y migrantes.

   Por todo ello, el informe europeo del organismo de Naciones Unidas recomienda diseñar estrategias de vacunación "culturalmente apropiadas"; garantizar el compromiso político para abordar las barreras en el acceso a los servicios de vacunación; desarrollar planes de implementación "realistas" con "sólidos" marcos de monitoreo y evaluación; fomentar la investigación; y promover la colaboración transfronteriza y el intercambio de buenas prácticas entre los países de la Región Europea de la OMS.

   Del mismo modo, la OMS aconseja mejorar la alfabetización en la asistencia sanitaria a refugiados y migrantes; proporcionar materiales de información en los idiomas de los países de origen de estos colectivos; y ofrecer capacitación adecuada e información "culturalmente relevante" a los proveedores de los servicios sanitarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter