Gripe

Fidel Castro acusa a México de ocultar la epidemia de nueva gripe para no suspender la visita de Obama

Actualizado 12/05/2009 9:18:11 CET

LA HABANA, 12 May. (EUROPA PRESS) -

El ex presidente cubano Fidel Castro defendió ayer las medidas adoptadas por el Gobierno de su hermano y sucesor para frenar la propagación de la nueva gripe después de que se confirmase el primer caso en la isla, y acusó a México de retrasar la información de la alerta sanitaria para no perjudicar la visita del presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

Castro indicó que el primer paciente confirmado como portador del virus H1N1 "es un joven ciudadano mexicano que estudia medicina" en Cuba. "Lo único que puede afirmarse ahora es que no lo introdujo la CIA. Vino de México", agregó.

Por este motivo, el ex dirigente de 82 años se preguntó de qué se queja México por las medidas adoptadas, tales como la cancelación de vuelos, ya que no se hicieron sin la intención de afectar al pueblo "hermano" y sí como forma de prevención. "Estábamos lejos de imaginar que allí y en Estados Unidos se desataría la epidemia", insistió en su último artículo, publicado en prensa bajo el título de 'Lo que pasó por mi mente'.

Castro criticó que las autoridades mexicanas "no le informaron al mundo la presencia de la gripe esperando la visita de Obama" y ahora amenazan el presidente mexicano, Felipe Calderón, amenaza con suspender su visita a la isla. "En este momento nosotros y decenas de otros países pagamos los platos rotos y encima nos acusan de medidas lesivas a México", lamentó Castro.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.