Mantienen unaa reunión

Las familias de los bebés muertos en La Inmaculada quieren conformar una asociación

Actualizado 03/09/2011 13:54:16 CET

HUÉRCAL-OVERA (ALMERÍA), 3 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las familias y parejas que han solicitado a la Fiscalía Superior de Andalucía una investigación sobre una supuesta "mala praxis" por la muerte de sus bebés en el último año en el Hospital de La Inmaculada de Huércal-Overa (Almería) tienen previsto reunirse el próximo 9 de septiembre para conformar una asociación en la que aunar esfuerzos a favor de una investigación en el hospital, ya que mantienen sus sospechas de que pueda haber más casos.

Según han precisado a Europa Press varias de las familias, los afectados comenzaron a contactar entre ellos hace algunas semanas al tratar de buscar información sobre el hospital a través de Internet o al explicar su caso a conocidos comunes después de haber sufrido la pérdida del neonato o complicaciones en los partos que afectaron a la salud de la madre . "Comencé a ver casos como el mío en algunos foros en los que se preguntaba por el protocolo de actuación en determinados partos", ha indicado uno de los denunciantes.

De esta forma, aproximadamente una docena de familias residentes en localidades como Huércal-Overa, Mojácar, Olula del Río, Cuevas del Almanzora, Pulpí o incluso en Águilas (Murcia), tomaron contacto hace aproximadamente mes y pusieron de manifiesto sus casos particulares, en los que algunos habían perdido a los bebés, de forma que algunos han llegado a iniciar un procedimiento judicial.

Concretamente, y según tiene constancia este grupo, de entre los parejas afectadas en el último año cuatro ya han presentado su denuncia ante el Juzgado de Instrucción de Huércal-Overa y Almería, de manera que en uno de ellos se ha resuelto el sobreseimiento provisional de la causa a la espera de que se aporten más pruebas que permitan reabrir la investigación dado que el forense judicial estima "concluyentes" los informes aportados por el momento.

No obstante, los interesados mantienen sus dudas sobre la praxis médica llevada a cabo en los partos, pues aseguran que el método se basa en "apurar el parto natural al máximo" con el fin de "mantener bajas las estadísticas de cesáreas". Y es que, según los datos aportados por la Consejería de Salud, el centro huercalense ostenta una de las tasas de cesáreas "más bajas del país", con un 15,65 por ciento de intervenciones de este tipo sobre el total de los partos, casi cinco puntos por debajo de la media nacional en 2010.

"Todavía no he encontrado algún caso en el que a una mujer se le deje parir un bebé de 4,4 kilos y 63 centímetros de forma natural", afirma el marido de una de las afectada, quien asegura que perdió a su bebé debido a que su mujer ingresó tras salir de cuentas y, tras varias complicaciones, terminó por dar a luz a un neonato muerto a través de una cesárea que, considera, "tenían que haber practicado antes".

Las familias esperan encontrar más casos semejantes a los suyos ya que, después de denunciar públicamente sus sospechas, una pareja británica residente en Mojácar (Almería) ha solicitado unirse a la causa común que han emprendido a través del Defensor del Paciente para que la Fiscalía Superior de Andalucía investigue el caso que también ha afectado a gemelos y trillizos.

Por su parte, la Consejería de Salud ha indicado que el Hospital de La Inmaculada muestra una tasa de mortalidad perinatal, referida a los fetos nacidos vivos y que fallecen en los primeros siete días de vida con un peso similar o superior a un kilo, de 2,31 por mil en 2010; mientras que la media andaluza se situó el mismo año en 4,38 por mil. Pese a ello, a mostrado su disposición a "colaborar" en caso de que se inicie alguna investigación al respecto.

CRÍTICAS AL COLEGIO DE MÉDICOS

Algunos de los afectados han tachado además de "vergonzoso" la postura adoptada por el Colegio de Médicos de Almería, que ha mostrado su apoyo a los profesionales sanitarios del hospital a la vez que ha calificado de "gravísimo" hablar de una "mala praxis médica" ante el fallecimiento de los bebés dada la "alarma social injustificada" que puede generar.

Las familias han querido expresar así que la "alarma social" no la generan ellos al "airear" los casos, sino que son los propios casos por los que han contabilizado once muertes en los últimos 12 meses los que llevan a preocuparse. "Sólo queremos que hagan una investigación para saber si se ha producido alguna negligencia, somos nosotros quienes tenemos a nuestros hijos en el cementerio", señala otro afectado.

El Defensor del Paciente también reaccionó a las declaraciones del presidente del Colegio de Médicos, Francisco José Martínez Amo, quien aseguró que "si un familiar mío tuviera que dar a luz ahora mismo, no tendría inconveniente, ni la más mínima duda que fuera en el Hospital La Inmaculada de Huércal-Overa"; y le recriminó su "corporativismo" que, a su juicio, "sólo perjudica a los propios profesionales" del centro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter