2 de Octubre: Día Mundial de la infección por SARM

Expertos avisan de que la resistencia a los antibióticos está aumentando a una velocidad "alarmante" en España

Publicado 01/10/2013 14:09:24CET

MADRID, 1 Oct. (EUROPA PRESS) -

Expertos en enfermedades infecciosas han avisado, con motivo de la celebración del Día Mundial de la infección por 'staphylococcus aureus' resistente a meticilina (SARM), de que la resistencia a los antibióticos está aumentando a una velocidad "alarmante" en España.

De hecho, según han asegurado, la resistencia de SARM se sitúa por encima de la media europea, con valores de entre el 23,3 por ciento y el 26,6 por ciento, según la Red de Vigilancia de Resistencia a Antimicrobianos. Además, a nivel europeo, estas infecciones afectan a 150.000 pacientes y conllevan un coste adicional de la hospitalización, asociado al tratamiento, de unos 380 millones de euros.

Las enfermedades infecciosas son la segunda causa de muerte en todo el mundo, siendo responsables de más muertes anualmente que el cáncer. En este sentido, los antibióticos han reducido espectacularmente la morbilidad y mortalidad por enfermedades infecciosas, pero el crecimiento de la resistencia a los antibióticos es elevado, siendo actualmente muchas bacterias resistentes a varios antibióticos al mismo tiempo.

En este sentido, los expertos han informado de que la aparición de resistencias es una consecuencia inevitable del uso continuo de antibióticos, ya que las bacterias evolucionan y mutan de manera natural, adquiriendo resistencia a los antibióticos destinados a combatirlas. Dentro de éstas, las infecciones de piel y tejidos blandos por 'staphylococcus aureus' resistente a meticilina (SARM), que pueden convertirse en infecciones graves, han incrementado su frecuencia en el hospital.

Ante la situación actual, hay una necesidad crucial de nuevos antibióticos para combatir la propagación de la resistencia antimicrobiana. No obstante, los retos del descubrimiento de fármacos, el alto coste y las dificultades para llevar a cabo ensayos clínicos han hecho que algunas compañías farmacéuticas reduzcan su inversión en el desarrollo de nuevos antibacterianos.

En respuesta a la creciente demanda mundial de nuevos antibióticos, AstraZeneca es una de las "pocas" compañías farmacéuticas que siguen invirtiendo en la investigación y el desarrollo de nuevos tratamientos para bacterias resistentes a medicamentos, incluidos los posibles nuevos antibióticos, y está trabajando en asociación con otras compañías para desarrollarlos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter