Experta dice que "no hay evidencias" de que bajar la velocidad máxima influya en la concentración o sueño del conductor

Conductor, carretera, seguridad vial
PARROT OF DOOM / WIKIMEDIA COMMONS
Actualizado 01/03/2011 13:51:23 CET

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

La coordinadora del Grupo de Trastornos de Vigilia y Sueño de la Sociedad Española de Neurología (SEN), la doctora Gemma Sansa, asegura que "no hay ninguna evidencia" que indique que reducir la velocidad máxima en autovía de 120 a 110 kilómetros pueda mermar la capacidad de concentración del conductor o aumentar su sensación de sueño.

Según ha explicado a Europa Press Sansa, el único estudio serio sobre los peligros de la velocidad y el sueño al volante es una encuesta realizada a 9.000 noruegos, en la que se preguntó sobre los factores que pueden causar accidentes de tráfico. "El 4 por ciento señaló el sueño como factor, pero ligado a la alta velocidad", señala.

A su juicio, relacionar la reducción de la velocidad máxima con la posibilidad de que el conductor pierda concentración o tenga más sueño es sólo "una percepción que puede tener la gente". Los verdaderos peligros al volante son la privación del sueño, el consumo de fármacos, patologías del sueño como la narcolepsia y realizar viajes largos sin hacer descansos, concluye.