Un estudio muestra que las personas con mascotas fuman más y hacen menos ejercicio

Actualizado 27/12/2006 11:09:03 CET

MADRID, 27 Dic. (EUROPA PRESS) -

Las personas que comparten su vida con un animal de compañía fuman más y hacen menos ejercicio, según un estudio de la Universidad de Turku en Filandia que se publica en la revista digital 'Public Library of Science ONE'.

Los investigadores estudiaron la asociación existente entre la salud de trabajadores finlandeses de edad avanzada y el hecho de tener una mascota como parte de un estudio más amplio sobre la salud y el apoyo social.

A nivel de población total, poseer una mascota era más común entre aquellos con 40 años o más, aquellos cuyas vidas eran estables y quienes vivían en familias unipersonales y tenían relaciones de pareja. Poseer mascota estaba ligeramente más asociado con una educación menor. Cuatro de cada cinco personas que trabajaban en la agricultura tenían un animal de compañía y un 41 por ciento de quienes formaban parte de otros colectivos ocupacionales también tenían mascota.

Según los investigadores, quienes poseen mascotas forman parte de un grupo de población que en función de su edad o su bajo nivel socioeconómico tienen una gran variedad de enfermedades diferentes o factores de riesgo asociados, incluyendo un mayor índice de masa corporal que el resto.

En este estudio quienes tenían mascotas fumaban ligeramente más y hacían menos ejercicio que aquellos que no tenían animales de compañía. Los que tenían perros hacían más ejercicio que quienes no lo tenían, pero esto no tenía efecto sobre el índice de masa corporal. Quienes tenían mascotas en general tenían aficiones asociadas con la caza o con participar en actividades en la naturaleza en mayor medida que el resto.

La salud percibida de quienes poseían mascotas se encontraba debilitada más a menudo que la de aquellos que no tenían animales de compañía. Las enfermedades, como la hipertensión, diabetes, úlceras, ciática, migraña, depresión y ataques de pánico eran más comunes entre ellos. Los factores sociodemográficos y los factores de riesgo explicaban las diferencias entre ambos grupos.