BUEN COMPLEMENTO PARA LA VACUNA Y LOS ANTIVIRALES

Las estatinas reducen el riesgo de muerte en pacientes ingresados por gripe

Virus De La Gripe
CYNTHIA GOLDSMITH/WIKIMEDIA COMMONS
Actualizado 15/12/2011 11:27:19 CET

MADRID, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

Las estatinas, fármacos que se utilizan para controlar el colesterol, podrían servir como tratamiento adicional contra la gripe, que complemente a la vacunación anual y los antivirales para combatir esta enfermedad, y reducir la mortalidad entre los pacientes hospitalizados a causa de la gripe.

Así lo ha demostrado el equipo de investigadores liderad por Meredith L. Vandermeer, entonces investigadora de la Oregon Public Health Division en Portland, en una investigación cuyos resultados se publican en ' The Journal of Infectious Diseases' y que están disponibles ya para su consulta en la edición 'on line'.

Los autores observaron datos de adultos hospitalizados durante 2007 y 2008 por gripe estacional. El objetivo era evaluar la asociación entre los pacientes a los que se les prescribieron estatinas y lasa muertes relacionadas con la gripe. Los datos proceden del Programa de Infecciones Emergentes de los CDC de Estados Unidos, que realizó un seguimiento activo de pacientes ingresados con gripe en 10 estados.

Entre los 3.043 pacientes hospitalizados con gripe confirmada en laboratorio, el 33 por ciento recibió estatinas antes o durante su hospitalización. Tras ajustar varios factores, los pacientes no tratados con estatinas resultaron tener casi el doble de posibilidades de morir de gripe que los que recibieron medicación.

Según estos investigadores, "su estudio ha descubierto que las estatinas están asociadas con un descenso de las posibilidades de morir entre los pacientes hospitalizados con gripe confirmada en laboratorio, cuando los ajustes por edad, raza, enfermedad cardiovascular, enfermedad pulmonar crónica, patología renal, recepción de la vacuna de la gripe e iniciación de la terapia antiviral en las 48 horas de la admisión".

Dado que el estudio es observacional, los autores notaron que podían existir factores de confusión que no se vieron en la revisión de los gráficos de los pacientes. Los investigadores no intentaron tampoco controlar la cantidad de estatinas usadas por los pacientes durante toda su estancia en el hospital.

Los ensayos controlados y randomizados deberían centrarse en los potenciales beneficios de las estatinas para el tratamiento de la gripe, concluyen los investigadores, y "podría permitir examinar asuntos, como la dosis adecuada, su uso en pacientes jóvenes y la identificación de la clase de estatina más efectiva".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter