'CXCR2'

Encuentran el 'eslabón' clave responsable de la iniciación del cáncer de colon

Actualizado 07/10/2014 9:35:21 CET

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un equipo de investigación dirigido por el director ejecutivo del 'ASU Institute Biodesign', de la Universidad del Estado de Arizona, en Estados Unidos, el doctor Ray DuBois, ha demostrado que una clave genética, llamada CXCR2, está implicada en la formación de tumores, el crecimiento y progresión de cáncer de colon en un modelo de ratón, un hallazgo que publica la revista 'Cancer Cell'.

"Hemos estado tratando desde hace varios años de comprender los vínculos moleculares precisos entre la inflamación y el cáncer --dijo DuBois--. Ahora, hemos demostrado que CXCR2 media en un paso crítico en la configuración de la máquina circulatoria de la sangre que alimenta el tejido tumoral. Esto proporciona una importante nueva pista para el desarrollo de dianas terapéuticas para neutralizar el efecto de CXCR2 en el cáncer de colon" .

Los resultados de este trabajo proporcionan nuevas pistas críticas hacia la prevención del cáncer colorrectal, la segunda causa de muerte por cáncer en Estados Unidos. A pesar de la disponibilidad de la colonoscopia, la tasa de supervivencia a cinco años sigue siendo baja, debido a un gran número de pacientes que se diagnostican con etapas avanzadas de la enfermedad, además de que actualmente no hay pruebas de sangre clínicamente disponibles para la detección precoz de cáncer de colon esporádico.

Se sabe desde hace tiempo que la inflamación crónica es un factor de riesgo clave para el cáncer, en particular el de colon, pero los mecanismos exactos de cómo la inflamación aumenta la respuesta inmune y, en última instancia, influye en la iniciación y la progresión del cáncer han seguido siendo difíciles de alcanzar. Es bien conocido que los fármacos antiinflamatorios, como la aspirina, reducen el riesgo de cáncer colorrectal

Así, más de 20 por ciento de los pacientes con una forma de enfermedad inflamatoria intestinal (EII) desarrollan cáncer colorrectal a los 30 años del diagnóstico. Este tipo de cáncer asociado con la colitis tiene una progresión lenta, pero una muy mala respuesta al tratamiento y una alta tasa de mortalidad.

Los científicos saben que los amplios mecanismos del cáncer implican una interacción con la respuesta del sistema inmune que incluye: reclutamiento de células inmunes que influyen en el microambiente del tumor, escapando de la inmunovigilancia de acogida y la supresión; cambio de la respuesta inmune del huésped y la angiogénesis asociada al tumor para establecer el suministro de sangre.

Para el estudio, el equipo de investigación noqueó o eliminó el gen CXCR2 en ratones y encontró que se evitaron los signos típicamente asociados con la inflamación. Además, demostraron que CXCR2 suprimió drásticamente la inflamación del colon y la colitis asociada a la formación de tumores, el crecimiento y la progresión en ratones.

CXCR2 adorna la parte exterior de las células inmunitarias, denominadas células de origen mieloide o supresores de MDSCs, por sus siglas en inglés, que bloquean respuesta inmune a las células asesinas T CD8 +. En los ratones manipulados, sin CXCR2 presente, las células MDSC ya no podían migrar desde el sistema circulatorio hasta el colon esquivando la respuesta inmune de las células asesinas T CD8 + y alimentando el suministro de sangre del entorno del tumor. Por otra parte, cuando se trasplantan células MDSC normales (con CXCR2 normal) en los ratones manipulados, se restauró la formación de tumores.

"Estos resultados proporcionan la primera evidencia genética de que se requiere CXCR2 para el reclutamiento de MDSCs en la mucosa del colon inflamado y la colitis asociada a tumores", resumió DuBois. Para este experto, que ha dedicado su carrera a desentrañar los circuitos inflamatorios responsables del cáncer de colon, los resultados ayudan a conectar los puntos entre el sistema inmune, la inflamación y la formación de tumores y metástasis.

El equipo de DuBois fue el primero en demostrar que los tumores colorrectales contienen altos niveles de la enzima ciclooxigenasa-2 (COX-2 ), un paso clave en la producción de mediadores proinflamatorios como la prostaglandina E2 (PGE2). PGE2 desencadena la producción de una molécula de CXCR2 que encaja perfectamente en CXCR2 y lo activa. CXCR2 recluta MDSCs del torrente sanguíneo a los sitios de inflamación, provocando que los tumores de cáncer de colon evadan la respuesta inmune a T CD8 +.

"Nuestros hallazgos revelan no sólo cómo las MDSCs son reclutadas a los tejidos inflamados locales y el microambiente del tumor y cómo las MDSCs locales contribuyen a la progresión del cáncer colorrectal, sino que también proporcionan una base para el desarrollo de nuevos enfoques terapéuticos para subvertir la inflamación crónica y la inmunosupresión inducida por el tumor mediante el uso de CXCR2 antagonistas y anticuerpos neutralizantes", resaltó DuBois.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter