Publicado en 'PANS'

Desarrollan una vacuna que ataca al cáncer de mama en ratones

Ratones
EP/UC
Actualizado 13/12/2011 11:05:40 CET

MADRID, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Georgia y de la Clínica Mayo de Arizona han desarrollado una vacuna que reduce drásticamente los tumores en un modelo en ratones que imita el 90 por ciento de cáncer de mama humano y el cáncer de páncreas.

La vacuna, descrita esta semana en la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences', revela una nueva y prometedora estrategia para tratar los cánceres que comparten la misma firma de hidratos de carbono, incluyendo cáncer de ovario y colorrectal. "Esta vacuna provoca una respuesta inmune muy fuerte", dijo el coautor Geert-Jan Boons, profesor de Química e investigador en el Centro de Cáncer de Georgia. "Se activa los tres componentes del sistema inmune para reducir el tamaño del tumor en un promedio del 80 por ciento".

Cuando las células se vuelven cancerosas, los azúcares en las proteínas de su superficie son sometidos a distintos cambios que los diferencian de las células sanas. Durante décadas, los científicos han tratado de activar el sistema inmune para reconocer esas diferencias para destruir las células cancerosas y no las células normales. Pero ya que las células cancerosas se originan en el cuerpo, el sistema inmunológico en general, no las reconoce como extrañas y por lo tanto, no se monta un ataque.

Los investigadores utilizaron unos ratones únicos desarrollados por Sandra Gendler, profesora de Investigación Terapéutica del Cáncer de la Clínica Mayo en Arizona. Como los humanos, los ratones desarrollan tumores que sobreexpresan una proteína conocida como MUC1 en la superficie de sus células. La proteína MUC1 asociada al tumor se adorna con un menor distintivo, conjunto de los hidratos de carbono que lo diferencian de las células sanas.

"Esta es la primera vez que una vacuna se ha desarrollado para entrenar al sistema inmunológico a distinguir y eliminar las células cancerosas sobre la base de sus diferentes estructuras de azúcar en las proteínas, tales como la MUC1," dijo Gendler. "Estamos especialmente entusiasmados con el hecho de que MUC1 fue reconocida recientemente por el Instituto Nacional del Cáncer como una de las tres proteínas tumorales más importantes para el desarrollo de vacunas".

Gendler señaló que MUC1 se encuentra en más del 70 por ciento de todos los cánceres mortales. Muchos tipos de cáncer como el de mieloma de mama, páncreas y ovarios expresa MUC1 en más de 90 por ciento de los casos.

Explicó que cuando el cáncer se produce, la arquitectura de la célula de los cambios y MUC1 se produce en altos niveles, la promoción de la formación de tumores. Una vacuna contra MUC1 tiene un tremendo potencial, según Gendler, para prevenir la recurrencia o como profiláctico en pacientes con alto riesgo de cáncer. La vacuna también se puede utilizar junto con terapias estándar, como la quimioterapia, en cánceres que no se pueden curar con cirugía, como el páncreas.

Boons señaló que la MUC1 es sobreexpresada en el 90 por ciento del subgrupo de pacientes que no responden a la terapia hormonal, con tamoxifeno, inhibidores de la aromatasa o el fármaco Herceptin. Llamados "triple negativo", los tumores son extremadamente agresivos y difíciles de tratar, dijo Boons. "Una nueva opción de tratamiento se necesita con urgencia".

Boons, Gendler y sus colegas están probando la eficacia de la vacuna contra el cáncer de células humanas en cultivo y la planificación para evaluar su toxicidad. Si todo va bien, se prevé que la fase I de ensayos clínicos para probar la seguridad de la vacuna podría comenzar a finales de 2013.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.