El Círculo de la Sanidad reclama integrar servicios sanitarios y sociales para "reducir la burocracia"

Publicado 20/07/2018 14:17:45CET

MADRID, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Círculo de la Sanidad, entidad que agrupa a 25 directivos de
las principales empresas proveedoras de bienes y servicios del Sistema Nacional de Salud (SNS), ha reclamado la creación de un espacio sociosanitario común, incrementando la coordinación entre servicios sociales y sanitarios, a fin de "mejorar la atención que se presta a
los pacientes y a reducir duplicidades y trámites burocráticos".

Para el presidente del Círculo, Ángel Puente, es "el momento de avanzar de manera decidida" hacia esta meta, puesto que en opinión de esta entidad "es necesario impulsar medidas encaminadas a mejorar la racionalización del gasto en el sistema sanitario para garantizar su sostenibilidad no solo a corto, sino también a medio y largo plazo".

"Es urgente afrontar cuanto antes los retos que tiene por delante el SNS para que en el futuro se pueda seguir disfrutando de uno de los mejores sistemas de salud del mundo, para lo que es preciso destinar recursos suficientes, cuidar a los profesionales y gastar cada euro en sanidad con la máxima inteligencia", comenta en este sentido Puente.

Además, el máximo representante del Círculo de Sanidad ha lamentado el "tradicional déficit de coordinación entre la atención sanitaria y los servicios sociales", lo que "genera en muchas ocasiones duplicidades, gastos de transporte, incremento de listas de espera, y sobre todo, un mayor cansancio en pacientes". "Este problema lo sufren especialmente las personas mayores, con enfermedades crónicas, las que están en situación de dependencia y quienes tienen determinadas discapacidades", abunda.

Por ello, considera que los principales beneficiarios de esta medida, además del SNS y los servicios sociales, serían los pacientes y familiares, que "verían cómo la calidad de la atención que reciben mejora, evitándoles trámites burocráticos y esperas que contribuyen a agravar el cansancio y agotamiento que estas personas arrastran muchas veces por su propia situación".

En este sentido, recuerda que los servicios públicos deben estar "para facilitar la vida de la gente y no para añadirles complicaciones".
A su juicio, el primer paso debe ser empezar a crear conciencia social sobre lo que suponen los recursos sociosanitarios, "pues en muchas ocasiones, cuando se habla de este término, la gente piensa fundamentalmente en residencias de mayores, lo que hace que no se pueda lograr un objetivo sin que antes exista una conciencia social suficiente".

En este punto, Puente subraya en última instancia que administraciones públicas; empresas con las que se conciertan servicios; profesionales sanitarios y del ámbito social, y las organizaciones de pacientes tienen "un papel fundamental" en la promoción de la visibilidad de lo que supone la atención sociosanitaria, "de sensibilizar sobre la necesidad de crear este espacio común y de los beneficios que tendría alcanzar este objetivo para el sistema y los ciudadanos".

"No puede ser que los servicios sociales y la sanidad sean dos apartados separados, aislados y que se den la espalda, cuando son dos elementos tan importantes para garantizar la calidad de vida de tantas y tantas personas", zanja el presidente del Círculo.