Tanto la 'española' de 1918 como la reciente del A/H1N1

Las aves no están relacionadas con las pandemias de gripe

Pájaros árticos
Wikimedia Commons
Actualizado 20/01/2010 11:56:17 CET

MADRID, 20 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las aves no participaron en la expansión de las pandemias de gripe de 1918 y 2009, según sugiere un estudio del Centro de Enfermedades de Animales Extranjeros de la Agencia Nacional de Inspección de Alimentos Canadiense en Winnipeg que se publica en la revista 'Journal of General Virology'.

Las dos variedades del virus H1N1 de la gripe responsables de las pandemias globales de 1918 y 2009 no causan enfermedad en las aves. Los resultados del estudio también muestran que es improbable que las aves participen en la expansión del virus H1N1 en estas pandemias.

Los investigadores inyectaron las variedades del virus H1N1 de 2009 y 1918 de forma individual a aves de corral. Ninguna desarrolló síntomas de gripe o mostró ningún signo de daño en tejidos hasta 18 días después, aunque la mitad de las aves desarrollaron anticuerpos contra el virus H1N1 de 1918 mostrando una infección limitada.

El virus H1N1 de la gripe 'española' de 1918 tampoco causó enfermedad en patos. El origen de este virus se desconoce y a pesar de su similitud genética con las gripes aviares, los resultados de este estudio muestran que es improbable que haya saltado la barrera de las especies de las aves a los humanos.

Según explica Shawn Babiuk, responsable del estudio, "descubriendo cómo los principales virus de gripes pandémicas humanas afectan a las aves y a otras especies de animales domésticos es crucial para descubrir qué papel, si existiera, pueden jugar éstos en la expansión de los virus entre la población humana". Trabajos como este pueden proporcionar información a los gobiernos para responder ante brotes de gripe en aves, que tienen una fuerte implicación para los productores de aves de corral.

"Estos descubrimientos apoyan el uso de las prácticas de gestión veterinaria normales en las aves infectadas con gripe H1N1 en la pandemia de 2009 y demuestran que las cuarentenas y los sacrificios selectivos no son necesarios", añade Babiuk.

Según indica el investigador, los virus pueden comportarse de forma impredecible. "Nuestra comprensión sobre cómo los virus de la gripe evolucionan para causar pandemias sigue siendo limitada. Aunque nuestra investigación indica que es improbable que las aves tomaran parte en la expansión de los virus pandémicos de 1918 y de 2009, podrían participar en futuras pandemias", concluye Babiuk.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.