Aumenta "ligeramente" la incidencia de la gripe común, sobre todo en Asturias, País Vasco, Madrid y Castilla y León

Actualizado 06/03/2006 15:17:10 CET

OVIEDO/MADRID, 6 Mar. (EUROPA PRESS) -

La incidencia de la gripe común ha sufrido un "ligero" incremento en la octava semana del año (del 19 al 25 de febrero), hasta registrar tasas de 72,81 casos por 100.000 habitantes, alcanzando casi el límite superior del umbral establecido para la actual temporada, según los datos la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica, del Instituto de Salud Carlos III.

Esta actividad gripal evoluciona en España de forma "moderadamente epidémica" con cierta disparidad regional, en la que se observa un aumento en la actividad en la zona centro y norte del país (Asturias, País Vasco, Madrid y Castilla y León), permaneciendo baja en el resto, según el Centro Nacional de Epidemiología.

La semana pasada se observa un incremento importante en el número de muestras centinela enviadas a los laboratorios. De un total de 153 virus aislados hasta el momento en el conjunto del territorio vigilado, 82 (54 por ciento) son del tipo A, y 71 (46 por ciento) son del tipo B, según los datos de la Red, recogidos por Europa Press.

Por su parte, en Europa la semana anterior, doce países notificaron una actividad clínica con intensidad media; mientras que Lituania, Letonia, Holanda y Noruega experimentaron un "aumento importante de dicha actividad". Para el conjunto de Europa y desde el inicio de la temporada se observa una mayor presencia del virus tipo B (69 por ciento de los aislamientos) que de tipo A (31 por ciento). No obstante, ninguno de los países europeos ha notificado casos humanos de gripe A (H5N1).