El 35% de los trabajadores españoles de entre 25 y 40 años padecerá el síndrome post-vacacional, según los expertos

Actualizado 23/08/2007 17:20:11 CET

MADRID, 23 Ago. (EUROPA PRESS) -

El 35 por ciento de los trabajadores españoles de entre 25 y 40 años padecerá el síndrome post-vacacional cuando termine sus vacaciones y tenga que volver al trabajo, según los expertos. Y la cifra aumenta año tras año, según el director de Programas Médicos de Sanitas, el doctor Ignacio Ferrando, que apunta a la insatisfacción laboral como principal causa. No en vano, su intensidad dependerá de lo contento que se encuentre el trabajador en el desarrollo de sus responsabilidades laborales.

Para el director de Programas Médicos de Sanitas, el denominado síndrome post-vacacional podría definirse como "un espejo del grado de satisfacción y de autorrealización que proyectamos sobre nuestra rutina laboral", y, por tanto, opina que "de cada uno depende enfrentarse a ese espejo desde la autocomplacencia compasiva o la coherencia constructiva".

Por esta regla de tres, y siguiendo la teoría del psicólogo británico Peter Warr sobre los nutrientes psicológicos de un trabajo saludable, las personas que realicen en su trabajo una gran variedad de tareas, tenga autonomía operativa, estén satisfechos con sus condiciones laborales y su retribución salarial, y mantenga un buen nivel afectivo y comunicativo entre los compañeros, será menos propensa a padecer el síndrome post-vacacional. O dicho de otro modo: a menor nivel de satisfacción y cumplimiento de expectativas, mayor esfuerzo de adaptación a la hora de volver al trabajo.

Por otra parte, aunque los especialistas no consideran el síndrome como una afección advierten de que puede generar algunas patologías. Es en estas fechas, cuando parte de la población a finalizado sus vacaciones, cuando aumenta el número de personas que padece estrés y agotamiento emocional, el problema es, según los expertos, que "si dichos síntomas siguen presentándose pasados 10 ó 12 días tras la reincorporación al puesto de trabajo, hay que estar atento pues puede derivar en un estado depresivo".

DECÁLOGO PARA COMBATIR EL SÍNDROME POST-VACACIONAl

Aunque, según el doctor Ferrando, "el síndrome post-vacacional depende básicamente de la capacidad individual de readaptación al estilo de vida laboral una vez finalizado el periodo vacacional", es conveniente seguir unas pautas. En primer lugar, el especialista recomienda escalonar las vacaciones y dejarse algunos días libres en septiembre, aprovechando que aún hay buen tiempo. Asimismo, aconseja no incorporarse al trabajo al día siguiente de llegar de viaje, porque considera que es necesario reencontrarse con el hogar, el barrio, los amigos y la vida cotidiana.

Una vez incorporado a la rutina laboral sugiere fomentar las relaciones con los compañeros de trabajo, evitando la confrontación con los colegas problemáticos; aprender a ser más positivo y a tomarse las cosas con humor; optimizar el tiempo y evitar en lo posible hacer horas extras o llevarse trabajo a casa; y evitar asumir más tareas de las que se puedan finalizar.

Una vez en casa aconseja hacer ejercicio regularmente; mantener una dieta equilibrada, lejos de los excesos del verano; reencontrase y charlar con amigos y parientes; y, finalmente, realizar actividades relajantes como practicar yoga o meditación, escuchar música relajante o darse un buen masaje.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter